El nuevo líder del Estado Islámico es estadounidense

Una investigación de dos años identifica el mando superior del grupo terrorista y muestra cómo funciona la radicalización.

La expulsión del EI de Mosul, provocó el regreso de miles de extranjeros reclutados a sus países de origen.AFP

 

Se llama Zulfi Hoxl y es hijo del dueño de una tienda de pizzas en Nueva Jersey. Este hombre, según un artículo publicado por la revista The Atlantic es uno de los nuevos líderes del Estado Islámico. Su familia es de origen albanés-estadounidense. 

De acuerdo con investigaciones a las que tuvo acceso The Atlantic, Hoxha tenía planes siniestros. "En  un video propagandístico de Estado Islámico que Hoxha decapitó a soldados kurdos capturados", dijeron varios funcionarios estadounidenses. Si tienen razón sobre su identidad, Hoxha es el primer miembro estadounidense del Estado Islámico conocido por decapitar a las personas.

La publicación revela que. de acuerdo con registros judiciales, se sabe que Hoxha se convirtió en comandante senior del EI y en uno de los rostros fuertes del reclutamiento. 

"Hoxha dejó los Estados Unidos el 6 de abril de 2015. Cuatro días después, se encontraba en un campamento de entrenamiento del Estado Islámico. En solo seis meses, de acuerdo con varios funcionarios encargados, apareció en ese espantoso video", dice The Atlantic.

El Estado Islámico debilitado

En 2017, según la agencia de noticias oficial de Siria, el EI perdió cerca de 3.000 combatientes que habrían fallecido en ataques en su guerra contra la coalición en Siria e Irak. 

La toma por las fuerzas iraquíes de Mosul, la mayor ciudad del califato proclamado por el grupo Estado Islámico (IS), constituye un duro revés par alos yihadistas pero no un golpe mortal, según los expertos. 

Mosul, gran ciudad del norte de Irak que tenía dos millones de habitantes hace tres años, era una de las capitales 'de facto' del Estado Islámico, junto con Raqa en la vecina Siria.

Constituía uno de los principales polos de la administración del califato y un emblema de la fuerza del IS. Los yihadistas la defendieron encarnizadamente frente a decenas de miles de soldados iraquíes apoyados por la aviación de la coalición internacional liderada por Estados Unidos.

Rusia afirmó el 16 de junio que "muy probablemente" había matado a Al Bagdadi en un bombardeo realizado a finales de mayo en Siria, una información que no ha sido confirmada por ninguna otra fuente.

Riesgo de atentados en 2018

De acuerdo con Eurasia Group, que proyectó los diez riesgos más grandes para este año, "el Estado Islámico (EI) ha empezado a perder terreno y, por eso, cientos de combatientes extranjeros están retornando a casa, creando un mayor riesgo de atentados en países occidentales. La sofisticación del terrorismo, gracias a internet, facilitará que surjan más ataques"

Algo que confirman fuentes a The Atlantic. "Los casos de partidarios del Estado Islámico continúan goteando a través del sistema de justicia estadounidense, los detalles están emergiendo lentamente tanto del grado de participación estadounidense en los niveles más altos del grupo como del papel de las redes de reclutamiento y movilización en el país. Las investigaciones ya han descubierto las historias de estadounidenses como John Georgelas y Abdullah Ramo Pazara, quienes formaron parte de redes yihadistas más amplias en Estados Unidos y finalmente alcanzaron puestos de alto rango e influyentes dentro de la jerarquía del Estado Islámico".

El Departamento de Estado ya estaba en mayo tras la pista de varios partidarios del Estado Islámico que supuestamente ayudaron a Hoxha a unirse al grupo terrorista. "Uno de estos individuos, David "Daoud" Wright, fue sentenciado en diciembre de 2017 a 28 años en una prisión federal, luego de ser declarado culpable de proporcionar material de apoyo al Estado Islámico y de conspirar para asesinar a ciudadanos estadounidenses. Como resultado de la evidencia presentada en el juicio de Wright, varios detalles sobre Hoxha, sus conexiones con Wright y sus coconspiradores, y su papel en el Estado Islámico se hicieron disponibles en silencio", reporta The Atlantic.