El terrible caso de feminicidio que tiene conmocionado a Estados Unidos

Marlen Ochoa tenía 19 años y estaba próxima a dar a luz cuando desapareció el 23 de abril en un suburbio de Chicago. El miércoles la policía confirmó haber encontrado su cuerpo y que su bebé había sido arrancado de su vientre y reclamado por otra mujer como hijo suyo.

Marlén Ochoa tenía 19 años y estaba embarazada de 9 meses cuando fue asesinada.Tomada de Facebook

Un terrible case de feminicidio tiene conmocionada a la ciudad de Chicago, en Estados Unidos. Marlen Ochoa López, una joven madre latina de 19 años que estaba a punto de dar a luz a su segundo hijo, había desaparecido el pasado 23 de abril en un suburbio en el suroeste de la ciudad. Este jueves, tras dos semanas de búsqueda, las autoridades encontraron el cuerpo de la mujer y revelaron que le cortaron el vientre y le sacaron al bebé del útero.

Las pistas sobre el crimen de Marlen surgieron el mismo día de su desaparición. Esa noche, una mujer de 40 años, llamó a los servicios de emergencia diciendo que acababa de dar a luz en su casa pero que enfrentaba problemas de postparto. Los paramédicos hospitalizaron al bebé porque registraba pocos signos vitales.

Puede leer: El negocio que se aprovecha de los migrantes que llegan a EE.UU.

La criatura fue internada en el hospital y esa misma mujer inició después una campaña online en GoFundMe, para recaudar fondos para el funeral de su bebé, alegando que estaba muy enfermo y a punto de morir.

Pero una semana después, las autoridades informaron que el carro de la mujer había sido encontrado a una cuadra de la casa de la mujer que llamó a los servicios de emergencia afirmando que había dado a luz. Esto hizo que la Policía de la ciudad intensificara la búsqueda en la zona. 

Pero el día miércoles, en la misma dirección de donde habían llamado a pedir atención médica, la policía encontró el cuerpo de una mujer, que luego fue identificado como el de Marlen Ochoa López. 

"Creemos que fue asesinada y creemos que el bebé fue retirado por la fuerza después de ese asesinato", dijo a la prensa el portavoz de la policía de Chicago, Anthony Guglielmi.

Según fuentes citadas por medios locales, sso comprobó con pruebas de ADN que el bebé es el hijo de Marlen y de su esposo Yiovani López. El vocero policial agregó que el niño, quien se encuentra hospitalizado, está grave.

Le puede interesar: Inmigración: el odio obsesivo de Trump

El 23 de abril, último día que la familia tuvo contacto con Marlen Ochoa. Se suponía que la joven saldría de su escuela secundaria, Latino Youth High School, ubicada en La Villita, e iría a recoger, como era costumbre, a su otro hijo.

Sin embargo, de acuerdo con información recolectada por la policía, la mujer se habría desviado para encontrarse con una mujer que le ofreció ropa para su bebé. El contacto se habría hecho a través de un grupo en Facebook.

Tras encontrar el cuerpo de Ochoa, las autoridades allanaron la casa donde vecinos aseguraron haber visto entrar a la joven y cerca de donde se recuperó su vehículo. Luego de esto, los investigadores logran detener a varias personas, entre ellas la mujer que había llamado a pedir auxilio para el bebé recién nacido.

Por su parte, la familia de Marlen Ochoa, que mantenía una tenue esperanza de encontrarla con vida, se encuentra devastada por la noticia.

Su esposo, Yovani López visitó al recién nacido en el hospital, a quien llamó Yadiel, según los deseos de Marlen. El bebé, sin embargo, sufre de severos daños cerebrales, según una religiosa que ha estado ayudando a la familia, y es posible que lo desconecten de los sistemas de soporte vital en los próximos días.

 

861072

2019-05-16T17:29:44-05:00

article

2019-05-16T18:48:12-05:00

alagos_86

none

redacción internacional

El Mundo

El terrible caso de feminicidio que tiene conmocionado a Estados Unidos

71

4756

4827