Empresas despiden a empleados que participaron en la toma del Capitolio en EE. UU.

Noticias destacadas de El Mundo

Varios empleados que fueron captados en cámaras y videos durante el asedio al edificio del Congreso en Estados Unidos comienzan a ser despedidos por sus empresas.

Haber participado en los violentos actos del miércoles en Washington le está saliendo muy caro a muchos manifestantes. No sólo el FBI y la policía están tras la pista de varios de ellos, ya capturaron a 90 personas, sino que varias empresas que identificaron a empleados suyos en los reprochables actos decidieron despedirlos.

Y es que muchos de ellos no solo posaban con orgullo durante la toma ante los fotógrafos, muchos hicieron videos y fotos y las subieron a sus redes. Son famosas las imágenes de Kevin Loftus, un veterano del Ejército de EE. UU., vestido con uniforme militar y una gorra roja de Make America Great Again.

Ver más: Las cuatro horas más tristes de la democracia en EE. UU.

“Yo he estado dentro”, presumía Loftus en los jardines del Capitolio, inundado de seguidores del mandatario. En declaraciones a Efe, Loftus explicó que se había subido a un andamio fuera del Capitolio para hacer fotografías con su celular de la gran manifestación pro-Trump que hubo en el centro de Washington cuando la estructura comenzó a tambalearse y se bajó de ella.

“Entonces vi que una de las puertas del Capitolio estaba abierta y sujeta por algunos de los participantes en la protesta, que me hicieron señas para que entrara”, detalló.

Loftus estuvo paseándose por el edificio, pero no llegó a entrar en el hemiciclo, donde se estaba celebrando la sesión conjunta de las dos cámaras del Congreso. “Me hice dos selfies y luego la Policía comenzó a echar gases lacrimógenos contra nosotros y tuvimos que salir”, indicó Loftus.

Los despidos

Como él centenares de manifestantes aparecieron en los medios de comunicación y las redes paseándose por los pasillos del Capitolio. Esas imágenes no solo son usadas por la policía para buscarlos y capturarlos sino que varias empresas que identificaron a algunos trabajadores tomaron la decisión de despedirlos.

De acuerdo con la agencia AP, es el caso de una imprenta en Maryland que vio la foto de un empleado en Twitter con una insignia de la empresa alrededor del cuello. Lo despidió fulminantemente.

Otra empresa, de acuerdo con el Daily Mail, vio en las transmisiones en vivo de la toma que un empleado era uno de los hombres que acompañaba al Jake Angeli, el hombre de los cuernos. “Después de la revisión de la evidencia fotográfica, el empleado en cuestión fue despedido con causa justa”, dijo la empresa.

“Apoyamos el derecho de todos los empleados al ejercicio pacífico y legal de la libertad de expresión, cualquier empleado que demuestre una conducta peligrosa que ponga en riesgo la salud y seguridad de otros no tendrá oportunidad de empleo con Navistar Direct Marketing”, señaló la empresa.

La firma Goosehead Insurance, por su parte, informó que despidió al abogado Paul Davis, quien se gravó dentro del caos en el Capitolio. “Sus acciones no son una representación ni el apoyo de Goosehead. Ya no es nuestro empleado”, dijo en un comunicado.

Ver más: La gente “linda y especial” de Donald Trump que se tomó el Capitolio

La agencia de noticias AP reporta que una empresa de análisis de datos en los suburbios de Chicago también descubrió a un empleado en los disturbios y lo despidió.

“Esta decisión se tomó porque las acciones del empleado eran inconsistentes con los valores fundamentales de Cogensia”, dijo en un comunicado el recién nombrado director ejecutivo en funciones, Joel Schiltz. “Cogensia condena lo que ocurrió en el Capitolio, los valores de integridad, diversidad y transparencia en nuestras operaciones comerciales, y esperamos que todos los empleados también adopten esos valores “, cita AP.

Comparte en redes: