Irma se degrada a categoría 3 tras golpear a Cuba

Se espera que el huracán más fuerte en la historia del Caribe vuelva a tomar fuerza de camino a Estados Unidos.

Así esperaban los cubanos la llegada de IrmaAFP

El ojo del huracán llegó a Cuba con vientos sostenidos que superan los 250 kilómetros por hora, con lo cual se vuelve a ubicar en la categoría 5 en la escala Saffir-Simpson, sin mebargo, tras tocar tierra en la isla se degradó a categoría 3. 

Los meteorólogos del Centro Nacional de Huracanes, en Estados Unidos, prevén que Irma se refuerce una vez se aleje de Cuba, por lo que se espera que siga siendo un "poderoso huracán a medida que se acerque a Florida".

En Cuba, el archipiélago de Camaguey, al noroeste del país, fue el principal afectado por la tormenta de enormes proporciones que tiene prendidas las alertas en Estados Unidos, su próximo destino después de haber dejado graves daños en varios países del Caribe.

Con esto, Irma se convierte en el primer huracán de categoría 5 en golpear a Cuba, cuyas autoridades extendieron la fase de alarma a catorce de sus quince provincias. La última vez que Irma adquirió la máxima categoría, que ahora recobró en Cuba, dejó prácticamente destruidas  Barbuda y la parte francesa de San Martín.

(Le puede interesar: El Caribe no puede dormir en paz)

 Se espera que en horas de la tarde Irma provoque inundaciones la zona occidental de la isla donde dejaría afectadas a La Habana, Mayabeque y Mantanzas, por lo que la Defensa Civil cubana señaló que “se debe incrementar la información a la población en las provincias que han pasado a las fases de alarma, haciendo énfasis en la protección de las personas en lugares seguros, ante el impacto de los fuertes vientos y las inundaciones costeras fuertes. Según la agencia AFP, por ahora, no se registran víctimas mortales en la isla.

Se estima que cerca de 50.00 turistas habrían sido evacuados.

(Lea también: Por paso de huracán Irma Avianca cancela operaciones a Florida, Estados Unidos)

Irma, es el huracán más poderoso registrado en el Atlántico por donde, hasta el momento ha dejado al menos 18 muertos. Se prevé que el fenómeno natural se sigua fortaleciendo en su camino a Estados Unidos.

El Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos (NWS, por sus siglas en inglés) advirtió a los habitantes de Florida que ningún lugar en los cayos de ese estado de la unión americana están a estarán a salvo del huracán y les recordó que todavía tienen tiempo para evacuar.