La estrategia de Joe Biden para repuntar este súpermartes en la carrera demócrata

El aspirante demócrata a la Casa Blanca Joe Biden tiene claro que debe acelerar su campaña en Carolina del Sur, donde espera anotarse una decisiva victoria en las primarias del sábado, si quiere frenar el avance de Bernie Sanders antes de las cruciales votaciones del súpermartes.

Joe Biden puso toda la carne en el asador para lograr ganar las primarias en Carolina del Sur. AFP

Los últimos resultados en las primarias demócratas no han sido los mejores para Joe Biden, que pintaba como el candidato más importante antes de que empezaran oficialmente la carrera electoral. Ahora, sabe que es un momento clave para repuntar y frenar a Bernie Sanders, pues este martes se llevará a cabo el famoso súpermartes, la jornada electoral en la que empieza a perfilarse el candidato que disputará la presidencia con el Partido Republicano, en este caso con Donald Trump.

Biden, segundo en intención de voto a nivel nacional después de Sanders, encabeza las encuestas en Carolina del Sur, el primer estado de la contienda con un importante electorado negro, clave para cualquier triunfo demócrata. "Me siento muy bien. He trabajado mucho para ganar estos votos, y creo que me irá bien", dijo el exvicepresidente de Barack Obama a CNN antes de eventos de campaña en Carolina del Sur.

Le puede interesar: Elecciones EE.UU. 2020: Claves de las primarias demócratas que comienzan este lunes en Iowa

"Ha sido la plataforma de lanzamiento para Barack y creo que lo será para mí", agregó en alusión al primer presidente negro del país. Biden, un moderado de 77 años, necesita buenos resultados tras quedar cuarto en Iowa, quinto en New Hampshire y en un lejano segundo puesto en Nevada, los tres primeros estados en pronunciarse.

Sanders es el claro delantero. Este senador de 78 años, que se presenta como un "socialista democrático", suma 45 delegados y 29,5% de adhesiones en todo el país, según el promedio de encuestas de RealClearPolitics. En comparación, Biden tiene 15 delegados y recoge un 18% de apoyo nacional.

El ascenso de Sanders preocupa a algunos moderados, que temen que el candidato no concite el apoyo necesario para vencer a Trump. "¿Crees que presentarte como socialista te ayudará en Georgia, en Carolina del Norte? ¿En Carolina del Sur? ¿En Texas?", se preguntó Biden, sobre estos estados más conservadores del sur.

Si Sanders no alcanzara el apoyo de la mayoría absoluta de los delegados requeridos para ser investido candidato presidencial (1.991), unos 700 "superdelegados", legisladores y figuras notables del partido, pasarían a votar en segunda ronda. Biden anunció el viernes el apoyo de un influyente demócrata: el senador Tim Kaine de Virginia, compañero de fórmula de Hillary Clinton en 2016.

Es la segunda figura partidaria de peso que se une esta semana a la campaña de Biden, luego del endose del legislador Jay Clyburn, el demócrata más poderoso de Carolina del Sur y el afroamericano de más alto rango en el Congreso.

Trump mete baza 

 

"No escucho al poder establecido. Van a decir esas cosas porque quieren mantener todo como está. Saben muy bien que puede vencer a Trump. Es una táctica de miedo", dijo a AFP Brenda Roi, de 49 años, una partidiaria de Sanders durante un acto del senador en Columbia.

Trump, que sigue de cerca las primarias demócratas para elegir a su oponente, no está ajeno a este debate. "Los demócratas están trabajando duro para quitarle la preciada nominación a Bernie. Política de trastienda, en la que Bernie no es muy bueno. ¡Su gente no permitirá que vuelva a suceder!", tuiteó, recordando la derrota de Sanders por Clinton en 2016.

Ver más: ¿Quién desafiará a Donald Trump? Los demócratas comienzan primarias en Iowa

El presidente seguramente apele a sus usuales comentarios mordaces y apodos burlones sobre sus potenciales rivales durante el acto que tiene previsto esta noche en Carolina del Sur. Además de Biden y Sanders, otros seis demócratas siguen en liza.

En Carolina del Sur, un multimillonario y filántropo irrumpió con fuerza. Tom Steyer, de 62 años, va tercero en los sondeos estatales, con una inversión de más de 20 millones de dólares en publicidad y promesas de reparaciones a descendientes de esclavos.  Steyer, séptimo en la intención de voto a nivel nacional con apenas 2,2%, no tiene ningún delegado por ahora.

Quien sí los tiene es el exalcalde de South Bend (Indiana) Pete Buttigieg, un moderado de 38 años, que ya cuenta con 25 delegados luego de ganar en Iowa y quedar segundo en New Hampshire y tercero en Nevada. Pero con poco apoyo entre las minorías, debe demostrar en Carolina del Sur que tiene lo necesario para que su campaña siga viva.

Las senadoras Elizabeth Warren, una progresista de 70 años, otrora favorita y ahora opacada por Sanders, y Amy Klobuchar, una centrista de 59, también se pondrán a prueba el sábado.

El multimillonario Michael Bloomberg, de 78 años, acusado de "comprar" votos tras gastar 500 millones de dólares de su fortuna personal en la campaña, recién se medirá en las urnas el supermartes. El exalcade de Nueva York va tercero en las encuestas nacionales. 

906986

2020-02-28T22:05:33-05:00

article

2020-02-28T22:05:33-05:00

alagos_86

none

AFP

El Mundo

La estrategia de Joe Biden para repuntar este súpermartes en la carrera demócrata

83

5425

5508