Polémica en Estados Unidos por caso de espía rusa que trabajó en embajada en Moscú

Los servicios de contrainteligencia descubrieron que una agente secreta rusa estuvo trabajando durante más de una década en la embajada estadounidense en Rusia. Estas revelaciones se producen en un momento clave para la investigación sobre el alcance de la injerencia rusa en las elecciones de 2016.

Pixabay

Los servicios estadounidenses de contrainteligencia descubrieron que una espía rusa estuvo trabajando durante más de una década en la embajada de EE.UU. en Moscú hasta que fue despedida el año pasado, dijeron hoy funcionarios de alto rango a la cadena de televisión CNN.

La noticia fue publicada el jueves en exclusiva por el diario británico The Guardian, y el Departamento de Estado ha preferido no hacer comentarios específicos sobre el asunto.

Según medios estadounidenses, la mujer fue contratada por el Servicio Secreto de EE.UU., encargado, entre otros, de la protección de la Casa Blanca y de los diplomáticos del país, y tuvo acceso durante años a la intranet de esta agencia y su correo, lo que le permitió examinar material confidencial, incluyendo los horarios del presidente y del vicepresidente.

Puede leer: ​Rusia sigue interfiriendo en las elecciones de EEUU

Al cabo del tiempo, las autoridades descubrieron que la rusa estaba teniendo reuniones no autorizadas con el FSB (siglas del Servicio de Inteligencia ruso, antiguo KGB).
De acuerdo a The Guardian, la oficina de seguridad regional del Departamento de Estado alertó de las actividades sospechosas de la supuesta espía en enero de 2017, pero el Servicio Secreto no inició una investigación de inmediato y esperó al verano para despedirla.

Preguntado por Efe, una portavoz del Departamento de Estado de EE.UU. defendió que las autoridades toman "las acciones apropiadas en el momento adecuado" cuando se detecta que un individuo, como es el caso, ha podido cometer una infracción.

Además, la portavoz indicó que el Ejecutivo es consciente de que sus empleados, precisamente por trabajar para Estados Unidos, pueden ser "blanco de los servicios de inteligencia extranjeros".

Le recomendamos: ​Facebook revela campaña de manipulación política a meses de las elecciones

Estas revelaciones se producen en un momento clave para la investigación del fiscal especial Robert Mueller sobre el alcance de la supuesta injerencia rusa en las elecciones de 2016 y si hubo algún tipo de coordinación entre el Kremlin y miembros de la campaña del ahora presidente, Donald Trump.

Esta semana comenzó el juicio contra su exjefe de campaña, Paul Manafort.

804178

2018-08-03T19:23:48-05:00

article

2018-08-03T19:34:03-05:00

alagos_86

none

redacción internacional

El Mundo

Polémica en Estados Unidos por caso de espía rusa que trabajó en embajada en Moscú

86

2849

2935