Siga en vivo el debate de control político al ministro de Hacienda

hace 1 hora

Por comentarios antimusulmanes, Twitter bloquea cuenta de parlamentaria alemana

La congresista Beatrix von Storch llamó a los árabes "bárbaras hordas de musulmanes dispuestos a la violencia en grupo".

La congresista hace parte de la tercera fuerza en el Bundestag alemánAFP

Con una multa de hasta 50 millones de euros, empresas que administren redes sociales como Facebook, Twitter o YouTube podrán ser multadas si no elimian comentarios, vídeos, imágenes y discursos de odio o bloquena cuentas que difundan noticias falsas.

Beatrix von Storch, en la noche del 31 de diciembre alertó a las autoridades de la ciudad alemana de Colonia con un tuit en el que calificaba a los árabes de "hordas de hombres musulmanes bárbaros y violadores en pandilla". (Lea también En Alemania contemplan millonarias multas a redes sociales por discursos de odio)

La reacción por parte de la vicepresidenta del partido ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD) se dio luego que la policía de Colonia en su cuenta en Twitter divulgara un mensaje de año nuevo en inglés, francés y árabe en el que deseaban una "pacífica y respetuosa" noche de celebraciones de año nuevo. (Lea también: El primer partido de ultraderecha en el Parlamento alemán)

La también diputada en Berlín respondió de inmediato: "¿Qué diablos está pasando en nuestro país? ¿Por qué tuitea una página oficial de la Policía en árabe? ¿Creen ustedes que van a lograr moderar a esos bárbaras hordas de musulmanes dispuestos a la violencia en grupo?". La policía de inmediato bloqueó  la cuenta de la parlamentaria quien se indignó a traves de su cuenta de Facebook por lo ocurrido, otros parlamentarios de la Afd (que representan la tercera fuerza parlamentaria del Bundestag) reaccionaron en sus respectivas cuentas acusando de "censura" lo ocurrido esa noche vieja.

La policia de Colonia aseguró a un periódico local que es habitual que difundan este tipo de mensajes en distintos idiomas para facilitar la comunicación con los ciudadanos. (Lea también: Controlar redes sociales sigue de moda)

La ley de medios sociales, aprobada en junio pasado, establece que las empresas administradoras de redes sociales tienen hasta 24 horas, luego que se les notifique de la cuenta o la publicación en cuestión, para hacer efectiva alguna medida que busca evitar delitos de odio en internet.