Oposición y oficialismo se tomaron las calles venezolanas

¿Por dónde llegará la ayuda humanitaria a Venezuela?

Para Nicolás Maduro, la ayuda de Estados Unidos es la puerta de entrada a una intervención militar. El autoproclamado presidente Juan Guaidó les pidió a los militares permitir el ingreso de alimentos.

Durante las marchas de ayer, cientos de venezolanos reclamaron la apertura de un canal humanitario.  / AFP
Durante las marchas de ayer, cientos de venezolanos reclamaron la apertura de un canal humanitario.AFP

Vestido con una bata médica que le regalaron, el autoproclamado presidente interino Juan Guaidó caminó con pacientes y enfermeros durante las marchas de ayer en Venezuela. Recordó que el país está sumido en una grave crisis de alimentos y medicinas y les pidió a los militares permitir la entrada de ayuda humanitaria.

Una ayuda que Nicolás Maduro rechaza porque la considera la puerta para una intervención militar en el país. De hecho, voceros chavistas recordaban ayer cómo habían terminado otras intervenciones humanitarias estadounidenses. “En 1999, la OTAN lanzó una operación contra Belgrado, en medio de una catástrofe humanitaria y limpieza étnica cometida por las fuerzas gubernamentales de Yugoslavia. El presidente Bill Clinton aprobó un plan de ayuda humanitaria y luego se dio paso a la intervención militar. Las supuestas armas de destrucción masiva de Sadam Hussein fueron la excusa presentada por EE. UU. y sus aliados para imponer un bloque económico y financiero durante años al país; entonces hubo desabastecimiento de alimentos y medicinas y llegó la intervención militar”, explicó en Unasur José Zamorano, analista venezolano.

(Ver más: Así fueron las protestas que exigen la salida de Nicolás Maduro)

Un temor que poco y nada le importa al gobierno del presidente Donald Trump, que ayer le ratificó su apoyo a Guaidó, quien también conversó con el administrador de la agencia estadounidense para el desarrollo internacional (USAID), Mark Green. “El presidente interino Guaidó puso al día al administrador Green sobre la grave situación humanitaria dentro de Venezuela, donde a la gente le faltan necesidades básicas, como alimentos y suministros médicos”, señaló en un comunicado Tom Babington, portavoz de USAID.

Green recordó a Guaidó que Estados Unidos tiene listos más de US$20 millones en ayuda de emergencia que están “preparados para proporcionar en todo el país” y dijo que USAID está “comprometida para promover en Venezuela una forma de gobierno que responda a los ciudadanos”. Por su parte, el encargado de Latinoamérica en la Casa Blanca, Mauricio Claver-Carone, le dijo a la agencia EFE que su país no descartaba abrir un corredor humanitario en Venezuela, “siempre y cuando no exacerbe la crisis migratoria en el país”.

(Le puede interesar: Maduro, dispuesto a convocar elecciones anticipadas, pero no presidenciales)

En algunas pancartas se leían mensajes como: “¡Canal humanitario ya!”, “Nos morimos”, “Fuerza Armada, recupera tu dignidad” o “Maduro, vete ya”.

Pero la apertura de un corredor humanitario, “requeriría la participación de tropas”, señalaba Schamis, experto en América Latina del diario El País. En una entrevista en el diario El Tiempo, Schamis explicaba el año pasado cómo se haría para ingresar ayuda en territorio venezolano: “No se puede ingresar a Venezuela a distribuir ayuda humanitaria, alimentos y medicinas sin una fuerza militar que lo garantice”, explicó. Entonces, ¿cómo hacer llegar esa ayuda humanitaria a los venezolanos?

El vicepresidente de EE. UU., Mike Pence, y Carlos Vecchio, máximo representante en Washington de Guaidó, reconocieron que entregar la ayuda “es un reto”. Vecchio “no descartó que vaya a ingresar a través de la frontera con Colombia y se limitó a decir que hay varias opciones sobre la mesa”, según la agencia EFE.

En el encuentro con el vicepresidente también participaron Julio Borges, nombrado representante de Juan Guaidó ante el Grupo de Lima, y Elliot Abrams, enviado especial de EE. UU. para Venezuela, considerado una figura polémica por sus decisiones sobre Latinoamérica bajo las presidencias de los republicanos Ronald Reagan (1981-1989) y George W. Bush (2001-2009). Al final de la cita, Borges urgió al Grupo de Lima la apertura urgente e inmediata del canal que haga llegar alimentos y medicinas.

(Le puede interesar: Cabildos abiertos, la apuesta de la oposición en Venezuela para salir de la crisis)

Pero la cuestión es la misma: ¿por dónde llegará esa ayuda? Borges dijo que “no necesariamente” llegará por Colombia y que se están barajando “diferentes puertas de entrada”, como Brasil y la región del Caribe.

Borges consideró que si Maduro bloquea la ayuda de alimentos y medicinas, entonces habrá llegado el momento de que “decidan” las Fuerzas Armadas, hasta ahora fieles a Maduro y cuyo apoyo es fundamental para quien quiera ejercer el poder en Venezuela.

 

últimas noticias

El muro de Putin en Venezuela