Terremoto de 8.4 grados sacude el sur de México

El Centro de Alerta de Tsunamis del Pacífico (PTWC) activó una alerta para México, Guatemala, El Salvador, Costa Rica, Nicaragua, Panamá, Honduras y Ecuador. Hay, al menos, dos personas muertas.

El temblor se sintió en México D.F, Chiapas, Oaxaca, Morelos, Veracruz, Puebla, Edomex, Guerrero y Campeche; también en Guatemala, Costa Rica, y Honduras.EFE.

Un terremoto de magnitud 8.4 grados sacudió el sur de México en la madrugada de este viernes, reportó del Instituto Geológico de Estados Unidos (USGS). El temblor, que se sintió en las ciudades de México D.F, Chiapas, Oaxaca, Morelos, Veracruz, Puebla, Edomex, Guerrero y Campeche, deja al menos dos personas muertas según confirmó el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

El movimiento telúrico ocurrió a 33 kilómetros de profundidad. El epicentro fue registrado a 119 km al sur-suroeste de la localidad de Tres Picos, en el estado de Chiapas, y es el mayor registrado con sismógrafos en la historia del país. 


Sismológico Nacional on Twitter

El movimiento telúrico se sintió en Guatemala, Honduras y Costa Rica. El instituto geológico estadounidense advirtió de amenaza de tsunami, mientras que el Centro de Alerta de Tsunamis del Pacífico (PTWC, por sus siglas en inglés) activó una alerta para México, Guatemala, El Salvador, Costa Rica, Nicaragua, Panamá, Honduras y Ecuador.

En Ciudad de México, decenas de personas salieron a las calles tras escuchar la alerta sísmica, que advierte de la inminencia de un movimiento telúrico, según constató la agencia AFP. Por el momento se desconoce si hay víctimas o daños materiales. 

El temblor registrado en Guatemala fue de 7,3 en la escala abierta de Richter, según la primera información del Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh).

El sismo ocurre en un momento en que el huracán Katia avanza por el Golfo de México hacia el estado de Veracruz, donde se han desplegado estrictos protocolos de seguridad para proteger a más de un millón de personas.


Enrique Peña Nieto on Twitter