A un mes de elecciones, una nueva caravana de migrantes va rumbo a EE. UU.

Noticias destacadas de El Mundo

El fenómeno de las caravanas de migrantes, que en 2018 hicieron que Donald Trump endureciera su política migratoria, se reactiva, a pesar de la pandemia. Miles van rumbo a ese país.

Cerca de 3.000 migrantes hondureños ingresaron este jueves a Guatemala por una frontera terrestre, tras romper un cerco militar y con la intención de llegar a Estados Unidos a pie, en medio de la pandemia del coronavirus, observaron periodistas de la AFP. Y como en 2018 cuando estalló este fenómeno y 2019, la caravana se formó luego de una convocatoria publicada en redes sociales.

Ver más: Cómo Trump aprovechó electoralmente las primeras caravanas migrantes

Miles salieron de la ciudad de San Pedro Sula, en el norte de Honduras, en dirección a Corinto, en la frontera con Guatemala. Estas convocatorias tienen mucho éxito porque ese país está azotado por la pobreza y la violencia, fenómenos que se acentuaron durante la pandemia.

Ver más: Cuando comenzó la pandemia, una caravana quedó varada

Los hondureños emprendieron el éxodo entre la noche del miércoles y la madrugada de este jueves. El Instituto Guatemalteco de Migración calculó que unas 3.000 personas cruzaron la frontera sin que se les hubiera practicado alguna prueba de covid-19, que se exige para la entrada de foráneos al país.

Cargando sus pocas pertenencias en mochilas o bolsas plásticas, gran parte de los migrantes no portaban marcarillas para prevenir los contagios.

La caravana salió una semana después de que Guatemala abriera sus fronteras terrestres, aéreas y marítimas tras mantenerlas cerradas por seis meses para evitar la propagación del nuevo coronavirus.

Los hondureños rompieron dos barreras de soldados que resguardaban la frontera ante la llegada de los migrantes.

Sin embargo, no pudieron evadir un tercer cerco y debieron hacer una larga fila y presentar documentos de identificación a los militares para continuar su marcha, bajo un fuerte aguacero. Los uniformados les dejaron luego avanzar sin que personal sanitario les pidiera realizarse pruebas de covid-19 e incluso enfermeras que se habían acercado al lugar para tomarles la temperatura se retiraron bajo la lluvia antes de hacerlo.

Ver más: La verdadera crisis migrante centroamericana

Algunos miembros de la caravana dijeron a la AFP que reconocen el peligro de contagiarse de covid-19 en el recorrido, pero aseguran que están dispuestos a correr el riesgo para escapar de la pobreza y violencia en Honduras.

Esta caravana masiva es la primera que se registra desde marzo pasado cuando los países centroamericanos cerraron sus fronteras ante los primeros casos de coronavirus.

Miles de personas del Triángulo Norte Centroamericano, integrado por El Salvador, Guatemala y Honduras, emigran cada año a Estados Unidos.

Las caravanas masivas de migrantes en 2018 y 2019 generaron la molestia del presidente estadounidense, Donald Trump, quien presionó a los países del norte centroamericano para firmar acuerdos de asilo que permitieran contener la migración irregular.

Comparte en redes: