La amenaza de bomba contra el diario belga "Le Soir" era una falsa alarma

La policía no halló nada sospechoso en el edificio del diario.

Ese fue el anunció que puso el diario en su página web al informar su evacuación por una posible bomba.

La sede del diario belga Le Soir, que publicó caricaturas del semanario francés Charlie Hebdo sobre Mahoma, fue evacuado este domingo en Bruselas tras las amenazas de un atentado con bomba, que finalmente resultaron ser una falsa alarma, anunció la fiscalía de Bruselas.

La redacción volvió a sus locales durante la tarde, tras el levantamiento de la alerta y varias horas de trabajo en un hotel cercano, indicó en un tuit la editorialista Béatrice Delvaux.

El registro policial en el inmueble del diario no halló nada sospechoso, confirmó el ministerio público de la capital belga, que informó también en un comunicado de la detención de un "sospechoso" nacido en 1962, pero sin dar más detalles.

"Si nuestra información se confirma, la amenaza provendría de un individuo que quería vengarse de una frustración personal", precisó Delvaux en otro tuit.

La redacción de Le Soir había afirmado en su página web que el autor de la llamada se identificó como Thierry Caren, un eximpresor de 53 años detenido en 1999 por un atentado con bomba, que no dejó víctimas, contra el partido separatista flamenco Vlaams Belang.

"Vuestra redacción va a estallar, no nos tomáis en serio", había dicho en su llamada el individuo, quien protestaba en nombre de la "extrema izquierda" contra una cobertura beneficiosa para la "extrema derecha" del atentado contra Charlie Hebdo, informaron trabajadores del diario.

Esta alerta de bomba tuvo lugar al principio de la tarde, mientras 10.000 personas desfilaban en las calles de Bruselas contra el odio y a favor de la libertad de expresión, simultánea a la multitudinaria marcha en París para condenar los atentados de esta semana en Francia en los que murieron 17 personas.

Le Soir publicó como muchos otros diarios europeos las viñetas de Charlie Hebdo sobre Mahoma, que habrían motivado la masacre contra la sede del semanario francés el miércoles en París, en la que dos yihadistas mataron a 12 personas.

Un diario alemán que también publicó los dibujos fue blanco el domingo de un incendio provocado en Hamburgo (norte).

Temas relacionados