Irak sigue presa por la violencia, tras salida de tropas de EE.UU.

 Un atentado dejó cuatro muertos y 14 heridos; fueron capturados supuestos integrantes de Al Qaeda.

Irak volvió a ser víctima de de la violencia este domingo, tras un atentado en el que fueron asesinadas cuatro personas y otras 14 resultaron gravemente heridas, según lo anunció el Ministerio del Interior del país islámico.

A 25 kilómetros de Bagdad fue atacado un puesto de Policía y Ejército, tras el arribo de hombres armados a la zona conocida como Abu Graib.

En el hecho murieron dos agentes del Ejército y uno de la Policía, en tanto que otro soldado se debate entre la vida y la muerte en un centro hospitalario.

Mosul, capital de la provincia septentrional de Nínive, también fue escenario de otro atentado en contra de una patrulla.

Varias granadas fueron lanzadas en contra del vehículo, lo que produjo la muerte de un civil y causó heridas en 12 personas.

Las autoridades han reconocido que pese a la salida de las tropas de los Estados Unidos de territorio iraquí, la violencia sigue azotando a muchas regiones.

Este mismo fin de semana fueron capturados varios presuntos integrantes de la red extremista de Al Qaeda.

Temas relacionados