La iglesia católica es nuestra aliada: David Cameron

Artículo del primer ministro británico a propósito de la visita papal al Reino Unido.

"Celebro la histórica visita que el Papa Benedicto XVI realiza esta semana al Reino Unido. Viene a visitarnos como Jefe de Estado y líder de una iglesia con más de 6 millones de fieles en el Reino Unido y alrededor de 1.200 millones en todo el mundo.

Lo mismo que otros grupos de fe, la Iglesia Católica pregona un mensaje de paz y justicia, y trabajamos estrechamente con ella en fomentar estas causas.

A pesar del momento difícil por el que atravesamos, hemos logrado reservar los recursos para el desarrollo internacional. El alivio de la pobreza es uno de los principales retos que enfrenta el mundo. Las condiciones grotescas en que viven demasiadas personas en la actualidad representan una afrenta moral para todos los que vivimos en la comodidad en los países ricos.

La Iglesia Católica y sus organismos están en el frente de batalla en la lucha contra la pobreza en todo el mundo. Colaboramos con ellos -organizaciones como CAFOD, Trocaire y Caritas - en África, Asia y Latinoamérica. Por ejemplo, en el África Sub-Sahariana, los organismos de la Iglesia Católica en las parroquias locales proporcionan alrededor de la cuarta parte de los servicios básicos de educación y salud, incluyendo a pacientes con SIDA.

La Santa Sede es un socio en la búsqueda para alcanzar los objetivos de Desarrollo del Milenio, los cuales se revisarán la semana entrante en la sede de la ONU en Nueva York, evento en el que nos representará el Primer Ministro Adjunto, Nick Clegg. Tenemos el compromiso de alcanzar un gasto del 0.7% del ingreso nacional en asistencia para el año 2013. Y queremos estar seguros de que los recursos lleguen a quienes más los necesitan. El desarrollo económico sostenible está íntimamente ligado con la estabilidad política y la seguridad.

Además, somos aliados de la Iglesia Católica en la campaña global contra el cambio climático. Serán los más pobres quienes sufrirán más si no actuamos para moderar el cambio climático. No sólo se necesita un acuerdo internacional para reducir las emisiones de carbono. También es necesario desarrollar un nuevo enfoque del crecimiento económico, respetar y preservar nuestro medio ambiente.

El nuevo Gobierno Británico es un firme creyente de llevar las decisiones a nivel local, involucrando el mayor número de personas y organizaciones posible por el bienestar de toda la comunidad. El gran filósofo conservador del siglo XVIII, Edmund Burke, decía que estos "pequeños pelotones" de la sociedad deberían compartir la responsabilidad entre ellos. Yo le llamo la Gran Sociedad -donde todos estamos y trabajamos juntos; una sociedad más responsable, donde todos ejerzan sus compromisos con los demás, nuestras familias y comunidades.

Las enseñanzas sociales de la Iglesia Católica han propugnado algo similar desde hace más de un siglo, y los organismos católicos colaboran con otros grupos de fe en los temas de educación y bienestar para hacer de nuestro país un lugar más armonioso y humanitario. Naturalmente, el Estado tiene una función que cumplir en la promoción del bienestar del individuo, pero este trabajo debe complementarse con el que otros realizan.

Ha habido numerosos comentarios exagerados en el sentido de que el Papa Benedicto visitará un estado mayoritariamente laico. No concuerdo con esta visión, y existen muchas pruebas en las encuestas y la asistencia a eventos religiosos que lo contradicen. Sea como sea, creo que esos comentarios pierden la perspectiva. La visita del Papa tiene que ser bien recibida no sólo por los católicos del Reino Unido, o por gente de fe en general, sino por todos los que valoramos las contribuciones de los grupos de fe a nuestra sociedad, y por quienes comprenden que la fe es un don que se debe abrazar, no un problema que se tenga que superar.

Quizás no siempre estemos de acuerdo con la Santa Sede, pero eso no debe impedir que reconozcamos que el mensaje general de ésta, puede ayudar a plantearnos preguntas sobre nuestra sociedad y la forma en que nos tratamos nosotros mismos y a los demás.

Al finalizar esta visita histórica al Reino Unido, el Papa Benedicto XVI beatificará al Cardenal Newman durante una misa en el parque Birmingham. Él fue uno de los grandes ingleses de su época y de todos los tiempos. Durante un brote de cólera en la ciudad, trabajó incansablemente entre los más necesitados y enfermos. Cuando murió, los pobres salieron a las calles de la ciudad por miles.

Inscrito en su ataúd quedó su lema: "El corazón le habla al corazón". Resulta una sorpresa que éste sea precisamente el tema de la visita del Papa. Espero que lo anterior se vea reflejado en la cálida bienvenida que reciba Su Santidad en el Reino Unido, así como en los sentimientos que deje con nosotros una vez que regrese a Roma"

Temas relacionados