Unos 30 colonos israelíes atacan un poblado palestino en Cisjordania

Cerca de 30 colonos israelíes atacaron el poblado palestino de Burin, en Cisjordania y donde dañaron cultivos, coches y arrancaron cables del tendido eléctrico, informaron testigos y fuentes de la seguridad palestina.

Los colonos prendieron fuego a campos cercanos e hirieron de levedad a algunos de los habitantes de la localidad, explicó un testigo de los hechos, el director ejecutivo de la organización Rabinos por los Derechos Humanos, Arik Ascherman.

En el marco de estos incidentes, un colono puso un cuchillo en la garganta de un soldado israelí que trataba de frenar los disturbios.

Los incidentes comenzaron cuando el Ejército israelí evacuó a un grupo de colonos de un autobús en el que pretendían pernoctar en Adei Ad, un asentamiento no autorizado por Israel.

Los habitantes del cercano asentamiento de Yitzhar se dirigieron entonces a un cruce de caminos, donde quemaron neumáticos y lanzaron piedras contra vehículos palestinos.

Varios palestinos respondieron entonces con piedras y los colonos hicieron lo propio además contra los soldados y policías israelíes que acudieron al lugar, explicó un portavoz militar israelí.

Uno de los colonos arrebató el arma a un soldado e hizo varios disparos al aire antes de ser neutralizado, agregó.

Dos civiles israelíes fueron arrestados y posteriormente liberados con motivo de este incidente: el que se hizo con el arma del soldado y otro, que sacó su pistola y también disparó al aire, precisó el portavoz de la Policía israelí, Micky Rosenfeld.

Las fuerzas de seguridad israelíes no comentaron los posteriores ataques de los colonos en Burin, que un residente del poblado calificó de “pogromo con todas las de ley” en declaraciones a la edición electrónica del diario israelí “Yediot Ahronot”.
 
“Los soldados están viendo todo esto sin hacer nada”, añadió.

Daniella Weiss, ex jefa del consejo de asentamiento de Kedumim, en la misma zona del norte de Cisjordania, dijo al rotativo que “está claro que si un asentamiento resulta dañado, los jóvenes responderán en diversos lugares de Judea y Samaria (nombre bíblicos de la actual Cisjordania). Y eso es lo que ha pasado”.
 
Por su parte, la organización de derechos humanos Yesh Din advirtió de que la inacción de las fuerzas de seguridad israelíes “contra colonos violentos está facilitando la creación de una infraestructura terrorista en Cisjordania”.
 
Yitzhar es un asentamiento conocido por las opiniones ultranacionalistas religiosas de sus habitantes, que consideran un deber poblar la bíblica Tierra de Israel porque se la entregó Dios.

En 2006, el Ejército israelí retiró parte de las tropas que había establecido para protegerles a raíz de varios casos de daños a soldados y material militar por parte de los colonos.

Temas relacionados

 

últimas noticias