Al menos 500 personas muertas en Taiwán por tifón

Los supervivientes denuncian que los trabajos de rescate han sido lentos.

El presidente de Taiwán, Ma Ying-jeou, que se encuentra presionado por la respuesta que ha ofrecido su Gobierno a los destrozos producidos por el tifón Morakot, estimó que más de 500 personas han muerto en los últimos días en inundaciones y corrimientos de tierra.

Los supervivientes y los partidos de oposición denuncian que los trabajos de rescate de las personas que han quedado aisladas en pueblos y ciudades han sido lentos, críticas que podrían dañar la imagen del presidente y su partido antes de las elecciones locales de fin de año.

Algunos ciudadanos increparon a Ma cuando visitó las zonas devastadas esta semana.

El mandatario dio su estimación de la cifra de muertos, que da un salto respecto a las cifras oficiales anteriores, que apenas superaban los 100, en una reunión sobre seguridad nacional, indicó un asistente del presidente.

Las autoridades creen que unas 300 personas podrían haber muerto en un deslave que arrasó la mayor parte del pueblo de Hsiao Lin, en el sur del país.

El tifón Morakot golpeó Taiwán hace una semana, pero la escala del desastre sólo comenzó a ser clara esta semana luego de que la tormenta se debilitó sobre la vecina China.

El aumento de la presión sobre Ma, que ha mejorado sus lazos con Pekín desde que asumió el cargo hace más de un año, podrían restarle apoyo a su Partido Nacionalista (KMT) en las elecciones locales de diciembre.

"Como una de las víctimas dijo el otro día, 'Voté por ti, pero ahora ni siquiera puedo llegar a ti'", comentó Lin Chong-pin, profesor de estudios estratégicos en la Universidad de Tamkang, en Taipei. "Así que hay una gran caída en la satisfacción con su actuación", agregó.

Además, hay quien pide a Ma que renueve su gabinete y podría parecer que "no le importa", señaló Hsy Yung- ming, profesor de ciencias políticas de la Universidad de Soochow, en Taipei.

Temas relacionados