Atenas, en estado de emergencia por incendios forestales

Doce aviones, nueve helicópteros, 61 carros de bomberos y 210 bomberos con 38 tanques de agua fueron desplegados para luchar contra el incendio.

Un gran incendio forestal ardía el sábado fuera de control en las afueras del norte de Atenas, quemando varias casas y miles de hectáreas de bosque.   Las autoridades griegas decretaron estado de emergencia en la zona después de que el incendio, que se inició el viernes por la noche en la localidad de Grammatiko, unos 40 kilómetros al noreste de la capital griega, se propagara a localidades cercanas avivado por los fuertes vientos, según una brigada de bomberos.  

“El fuego está alcanzando las localidades de Grammatiko, Varnavas y Marathon. Decretamos un estado de emergencia en la prefectura oriental de Attica”, dijo a Reuters un funcionario de Protección Civil de Grecia.  

Las llamas han calcinado miles de hectáreas de bosque, tierras de cultivos y zonas de olivos, enviando densas columnas de humo sobre la capital griega.   La policía y testigos dijeron que al menos ocho casas resultaron seriamente dañadas pero la brigada de bomberos no quiso dar datos oficiales sobre los daños hasta que las llamas sean extinguidas. 

 “Vecinos con mangueras, palas, ramas de árboles y cubos de agua están intentando salvar sus propiedades. Los ancianos han sido llevados a lugares seguros”, dijo un testigo.  

Los bomberos indicaron que habían pedido más ayuda ante los fuertes vientos que cambian constantemente de dirección y que dificultan su labor.  

“Es un incendio muy difícil porque afecta a una zona mixta de áreas residenciales y terreno forestal”, dijo Giannis Kapakis, portavoz de bomberos.   Kapakis instó a la población que vive en la zona a evacuar sus casas.  

Los fuertes vientos avivaron más de 100 focos de incendio en toda Grecia en menos de 24 horas el viernes. Otros siniestros se registraron en la isla de Evia y Skyros, mientras que otro afectó a la isla de Zakynthos, en el oeste de Grecia.  

Los incendios forestales son frecuentes en Grecia durante el verano boreal, frecuentemente provocados por las altas temperaturas, las sequías o de manera intencional. Cientos de incendios se desatan en el sur de Europa en julio, destruyendo miles de hectáreas de bosque y consumiendo decenas de hogares.  

Grecia presenció los incendios más letales de su historia en el 2007, cuando las llamas en la isla de Eubea y el sur de la Península del Peloponeso ardieron por más de 10 días, dejando 65 personas muertas.

 

Temas relacionados