Invitados a investidura de Piñera ofrecen ayuda para reconstruir Chile

Bolivia, Colombia, Argentina, Perú y Brasil están entre los países sudamericanos que han enviado ayuda humanitaria.

Los mandatarios y personalidades internacionales llegados a Chile para asistir mañana a la investidura de Sebastián Piñera como presidente manifestaron su solidaridad con los chilenos y se comprometieron a ayudar a reparar los daños causados por el terremoto del 27 de febrero.

El conservador Piñera, que recibirá este jueves la banda presidencial, ha prometido encabezar un "gobierno de la reconstrucción" para que Chile supere la devastación causada por el sismo, del que aún se sienten réplicas en el centro y sur del país.

Uno de los primeros dignatarios en arribar a Santiago fue el heredero de la Corona española, el Príncipe Felipe de Borbón, quien transmitió el duelo del pueblo español por las víctimas del terremoto de 8,8 grados Richter.

El Gobierno español anunció la semana pasada la entrega de un millón de euros (1,3 millones de dólares) y envió un avión con 7,5 toneladas de ayuda humanitaria y un equipo de 63 personas, entre ellos médicos y bomberos.

También llegó este miércoles a Santiago el mandatario de Bolivia, Evo Morales, con un cargamento de 46 toneladas de leche para los damnificados que entregó en el mismo aeropuerto a la presidenta saliente, la socialista Michelle Bachelet, a quien le agradeció su "amistad y confianza".

Más tarde arribó el presidente de Colombia, Álvaro Uribe, que deseó a Piñera "todos los éxitos en esta nueva etapa de la democracia" y expresó su "solidaridad" por las consecuencias del terremoto, que ha dejado medio millar de muertos y dos millones de damnificados.

Piñera también se entrevistó con el ex presidente colombiano Andrés Pastrana (1999-2002).

Bolivia, Colombia, Argentina, Perú y Brasil están entre los países sudamericanos que han enviado ayuda humanitaria a Chile.

También llegó a Santiago el presidente de Uruguay, José Mujica, y se esperaba para este mismo miércoles el arribo de los mandatarios de Paraguay, Fernando Lugo, y de Argentina, Cristina Fernández.

Además, este jueves está previsto la llegada de los presidentes de Ecuador, Rafael Correa, y de Perú, Alan García, quien ya visitó Chile la semana pasada para entregar ayuda humanitaria y entrevistarse con Bachelet.

Piñera se entrevistó además con el ex presidente del Gobierno español José María Aznar (1996-2004) , quien aseguró hoy que la llegada del empresario a la Presidencia de Chile provocará un cambio positivo en este país y en toda la región.

Piñera se reunió además con representantes de China, Corea del Sur, Japón, Rusia, Alemania, Francia, Portugal, Croacia, Marruecos y El Salvador.

Asimismo, mantuvo un encuentro con el vicepresidente de la República Dominicana, Andrés Alburquerque, y con la secretaria de Relaciones Exteriores de México, Patricia Espinosa, y saludó además al alcalde de Caracas, Antonio Ledezma.

Ledezma es uno de los principales opositores al presidente de Venezuela, Hugo Chávez, quien hoy confirmó a través de la embajada de su país en Santiago que no asistirá a la toma de posesión de Piñera y en su lugar estará el canciller Nicolás Maduro.

Otro de los grandes ausentes será el mandatario brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, que la semana pasada hizo una breve escala en Santiago para entrevistarse con Michelle Bachelet y expresarle personalmente su solidaridad por los estragos del temblor.

Piñera también se entrevistó hoy con representantes de organismos internacionales, entre ellos el presidente del Banco Interamericano del Desarrollo (BID) , el colombiano Luis Alberto Moreno, y el director general de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) , el chileno Juan Somavía.

En tanto, el secretario general iberoamericano, Enrique Iglesias, que también se encuentra en Santiago para asistir a la investidura de Piñera, destacó hoy la solidaridad entre los países latinoamericanos cuando ocurren desastres naturales.

A la toma de posesión de Piñera, que se celebrará este jueves en el Congreso, con sede en la localidad costera de Valparaíso, asistirán siete presidentes de países latinoamericanos y el príncipe heredero de la Corona española, así como ministros y embajadores de naciones de todo el mundo.

Temas relacionados