Boko Haram: muchos muertos, muchas armas y muchos interrogantes

La estructura interna y financiación del grupo islamista es una de las incógnitas que rondan frente a esta organización.

"Todos unidos contra Boko Harám" se lee en medio de una protesta en rechazo a los atentados perpetrados por el grupo.

 Se sabe que el grupo islamista nigeriano Boko Haram tiene capacidad de atacar simultáneamente en varios frentes y que dispone de un arsenal importante pero todavía hay muchos interrogantes sobre sus efectivos, su organización interna y su financiación, según expertos y militares.

Los atentados suicidas en Nigeria, en Chad (donde los islamistas entraron en piragua) así como los asaltos terrestres en Níger, Camerún y Nigeria han demostrado que Boko Haram puede actuar simultáneamente y con métodos variados en lugares muy alejados.

Los islamistas suelen estar bien armados, como atestigua el ataque del lunes en la ciudad camerunesa de Waza, donde los soldados cameruneses se hicieron con un vehículo blindado para el transporte de tropas.

A lo largo de los meses han reunido un armamento impresionante de lanzacohetes, camiones blindados, cañones, morteros, munición, armas e incluso motores explosivos. Según los militares, no cabe ninguna duda, el arsenal de Boko Haram proviene esencialmente del ejército nigeriano. "Muchos de sus instrumentos de combate pertenecen a los militares nigerianos que los abandonaron al desertar de sus posiciones", confió a AFP un oficial superior del ejército camerunés a principios de esta semana.

"En cuanto a las armas, una parte fue claramente adquirida durante los ataques contra los destacamentos militares nigerianos, pero creo que hay más que eso. Hay compra de armas", dice, por su parte, Cédric Jourde, investigador especialista en esta región de la Universidad de Ottawa. Desde hace meses, chadianos y cameruneses han reforzado considerablemente los controles de sus fronteras contra las infiltraciones de Boko Haram, pero también contra el tráfico de armas procedentes de Libia destinadas a los islamistas.

Los hombres de Boko Haram están bien armados y en general son muy numerosos cuando atacan, por lo que también registran enormes pérdidas.

Los balances militares oficiales de los ejércitos implicados en la guerra dan cuenta de decenas e incluso centenares de muertos en las filas islamistas de manera regular, según testimonios de habitantes que obtuvo la AFP.

¿De cuántos combatientes dispone Boko Haram para soportar tales pérdidas? Estimaciones parciales avanzan cifras de varios millares pero cuadran difícilmente con la multiplicación de los ataques, las pérdidas y reclutamiento.

Temas relacionados

 

últimas noticias