CIDH destaca avances en materia de derechos humanos en América

Sin embargo se destacó que se debe “completar y satisfacer muchos temas de la agenda democrática y social”.

La sede europea de las Naciones Unidas en Ginebra./ AFP

 América va en "una dirección positiva" en materia de protección a las personas, afirmó este lunes el presidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), el peruano Diego García-Sayán, al inaugurar en México el XLVIII período extraordinario de sesiones.

Aunque aún falta "completar y satisfacer muchos temas de la agenda democrática y social", en los últimos años "se han dado pasos importantes para ir superando etapas de violaciones masivas y sistemáticas de derechos humanos", señaló el jurista.

García-Sayán destacó sobre todo los avances en el principio del "control de convencionalidad", "un sistema que le da una responsabilidad particular a los jueces nacionales", que deben aplicar criterios emanados del Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

"Este es un proceso muy importante en la medida en que en la lógica de la protección de los derechos humanos (...) la justicia nacional asume un creciente protagonismo", apuntó el jurista en el acto inaugural celebrado en la sede de la Corte Suprema de México.

Con todo y el peso de los fallos interamericanos, García-Sayán recordó que la CorteIDH, con sede en San José (Costa Rica), "es un espacio estrictamente subsidiario, complementario, y que la esencia de la protección está en la justicia nacional".

Por su parte, el presidente de la Corte Suprema de México, Juan Silva Meza, resaltó que el país vive un "cambio de paradigma jurídico" a raíz de las recientes reformas constitucionales en materia penal, de amparo y de derechos humanos.

Ahora las normas de derechos humanos "se interpretarán de conformidad con la Constitución y con los tratados internacionales de la materia, favoreciendo en todo tiempo a las personas la protección más amplia", precisó.

Silva Meza recordó que desde 2010 los fallos de la CorteIDH son para México incuestionables y desde septiembre pasado los criterios jurisprudenciales interamericanos también aplican para el país, aunque este no sea parte involucrada en el caso que resuelva el tribunal.

El ministro mexicano de Gobernación (Interior), Miguel Ángel Osorio Chong, aludió al proceso de actualización del marco institucional en el que está inmerso el país "para hacer efectivo el ejercicio pleno de los derechos".

El funcionario dijo que la visita de los jueces de la CorteIDH "tiene un enorme significado simbólico" y confirma el compromiso de México con la agenda de derechos humanos y "las instancias internacionales garantes de los mismos en momentos en que en otras latitudes se les cuestiona".

Entre los retos más importantes del país están "cambiar la forma de procurar e impartir justicia y la construcción de una nueva cultura jurídica que requiere de la profesionalización y modificación de prácticas" judiciales, aseveró.

Los trabajos de la CorteIDH se desarrollarán a partir de este martes en la Biblioteca de México en sesiones públicas y hasta el próximo 11 de octubre.

Durante este periodo se analizará el caso "Tide Méndez y otros contra la República Dominicana", que aborda la detención arbitraria y expulsión sumaria de 27 personas de ese país, y una opinión consultiva presentada por varios países sobre los derechos de los niños migrantes.

Temas relacionados