Controversia en EE.UU. por condena de dos años a violador

Austin James Wilkerson, exestudiante de la Universidad de Colorado, fue sentenciado a dormir dos años en la cárcel (puede salir a estudiar y trabajar) y 20 de libertad condicional.

Referencia / Archivo AFP.

La baja condena a un hombre que violó a una mujer en un campus universitario de Estados Unidos ha encendido una nueva polémica, meses después de un caso similar, aunque la víctima declaró este viernes sentirse contenta de haber denunciado el crimen.

Austin James Wilkerson, un exestudiante de la Universidad de Colorado de 22 años, fue sentenciado el miércoles a dormir dos años en la cárcel (podrá salir para estudiar o trabajar) y a 20 años de libertad condicional.

El hombre abusó el 15 de marzo de 2014 de una compañera que bebió más de la cuenta durante una fiesta por San Patricio.

La mujer, cuyo nombre no ha sido revelado, dijo durante el juicio que ha intentado suicidarse y sufre constantes ataques de pánico y pesadillas desde la violación.

Pero llevar el caso a los tribunales ha sido una buena decisión, a pesar de que su agresor no ha recibido una condena más dura, señaló.

"Aunque tuve que revivir muchas veces este trauma, volvería a pasar por este proceso una y otra vez", aseguró este viernes en un comunicado difundido por la oficial del fiscal del distrito y publicado por varios medios locales.

"Nuestro objetivo era que el violador no vuelva a reincidir y, con suerte, no lo volverá a hacer a pesar de la baja condena", precisó.

La resolución ha motivado reacciones más virulentas, como la de Chandler McCorkle, exalumna de la Universidad de Colorado y víctima de una violación cuando era adolescente.

"Su sentencia manda el mensaje a cada persona de este país de que las agresiones sexuales no son un delito grave y condenable", escribió en una dura carta publicada en el diario digital Huffington Post dirigida al juez del distrito Patrick Butler.

"Su sentencia muestra que los jóvenes blancos, que manifiestan algo de remordimiento por su crimen y se comportan bien durante su juicio, pueden violar de forma impune, sin miedo a una verdadera repercusión", aseguró.

El juez Butler dijo al diario local Daily Camera que tuvo muchos dilemas a la hora de decidir qué sentencia imponer al hombre.

"¿Debo enviarle a la cárcel? Wilkerson merece ser castigado, pero creo que todos necesitamos descubrir si realmente puede rehabilitarse", explicó el magistrado.

El fallo ha recordado a muchos ciudadanos el caso de Brock Turner, condenado en junio a seis meses de cárcel y tres años de libertad condicional por agredir a una mujer también inconsciente en el campus de la Universidad de Stanford (San Francisco).

El gobierno estadounidense, a través del vicepresidente Joe Biden, manifestó su apoyo a la víctima.

De acuerdo con un estudio de la Universidad de Brown, una de cada 10 alumnas es agredida sexualmente en su primer año universitario.

 

últimas noticias

Inician proceso de cambio de gobierno en México

El futuro de Venezuela después de los drones

Viktor Orban, el nuevo amigo de Donald Trump