Demócrata reconoce que EE.UU. no le presta atención a América Latina

Robert Menéndez la próxima semana visitará a El Salvador, Honduras y Guatemala.

Estados Unidos no da atención suficiente a América Latina y el Caribe, afirmó este viernes el senador demócrata de Nueva Jersey, Robert Menéndez, quien la semana próxima visitará El Salvador, Honduras y Guatemala.

Menéndez, quien preside el Comité de Relaciones Exteriores de la Cámara Alta, viajará el lunes 29 a El Salvador, el martes estará en Honduras, y llegará a Guatemala el miércoles 1 de mayo, donde permanecerá hasta el jueves.

"Esperamos hablar allá sobre las raíces de la violencia y la inestabilidad porque debemos encontrar formas de contrarrestar las amenazas para la seguridad de la región y la propia seguridad nacional de Estados Unidos", dijo el legislador en una conferencia telefónica.

Menéndez añadió que "la turbulencia civil o las circunstancias económicas penosas empujan a la gente a migrar ilegalmente hacia Estados Unidos".

El Senado iniciará el 9 de mayo el proceso de enmiendas de un proyecto de ley de reforma integral en el sistema de inmigración patrocinado por cuatro senadores republicanos y cuatro demócratas, entre ellos Menéndez.

Los inmigrantes, documentados o indocumentados, centroamericanos en EE.UU. son una fuente de remesas que tienen un impacto importante en las economías de América Central, y el gobierno estadounidense ha extendido programas de "protección temporal" a damnificados por desastres naturales.

Menéndez dijo que espera que los gobiernos y políticos de los países que visitará planteen preguntas e ideas sobre la reforma de inmigración, pero aclaró que él no lleva propuestas.

"También está el problema del tráfico de drogas y la actividad de bandas transnacionales como la Mara Salvatrucha que opera en ciudades de Estados Unidos", continuó Menéndez.

Otro propósito de su viaje a una región de casi 29 millones de habitantes y millones de sus ciudadanos viviendo en EE.UU. será la consideración de las oportunidades comerciales, explicó Menéndez.

"Para enfrentar el crimen y la violencia tengo pensado explorar el 'lado duro' tanto como el 'lado blando' de la prevención del crimen", continuó el senador. "Quiero ver qué funciona y qué no funciona".

"Hemos centrado mucho la atención en el tráfico de drogas pero también tenemos que encarar el fortalecimiento de las instituciones que dé a los fiscales el conocimiento y la capacidad para procesar casos, la necesidad de un sistema judicial transparente y de fuerzas policiales honestas, lo cual es un problema en la región", dijo.

El desarrollo económico, según Menéndez, "crea y fortalece la clase media y eso, con ingresos más altos, trae estabilidad lo cual es tanto en interés de los países como en interés de Estados Unidos porque amplía los mercados para nuestros productos y servicios".

"En cada uno de los tres países tendremos la oportunidad de reunirnos y conversar con nuestros embajadores y el personal diplomático en la Embajada", detalló el senador.

En El Salvador, Menéndez espera reunirse con el presidente Mauricio Funes; el ministro de Justicia, David Munguía; miembros de la Cámara Constitucional de la Suprema Corte de Justicia, miembros de la Asamblea Legislativa. Además visitará la sede de la fuerza transnacional anti-pandillas.

En Honduras el senador se reunirá con el presidente Porfirio Lobo y, entre otros, mantendrá conversaciones con miembros de la Alianza por la Paz y la Justicia.

En la etapa final de su gira, Menéndez se reunirá en Guatemala con el presidente Otto Pérez Molina, funcionarios de los ministerios de Gobernación y Relaciones Exteriores y miembros de la Cámara de Comercio de Estados Unidos.

El senador demócrata estuvo envuelto en escándalos en meses recientes después que un periódico conservador publicó declaraciones de una supuesta escolta en la República Dominicana quien aseguró que Menéndez le había pagado por tener relaciones sexuales.

En marzo la mujer, Yaneisi Fernández, de 21 años, declaró a la policía dominicana que ella nunca había visto o conocido a Menéndez.

El mismo periódico conservador afirmó en noviembre pasado que el senador había mantenido relaciones con prostitutas en un viaje pagado por Salomon elgen, donante del político, propietario de una mansión en la República Dominicana y, además, investigado por la Oficina Federal de Investigaciones.

El senador reembolsó el pasado 4 de enero dos viajes privados no declarados hasta ahora que tuvieron lugar en agosto y en septiembre de 2010, por un valor de 58.500 dólares.

La ley establece que los legisladores pueden recibir regalos valorados en hasta 250 dólares, pero si el valor supera esa cifra se tiene que obtener permiso del Comité de Ética de antemano y documentarlo en los formularios financieros que todo congresista debe presentar en junio cada año.

A mediados de marzo la oficina del senador confirmo a Efe que un gran jurado federal en Miami investiga el papel que jugó Menéndez en los negocios de Melgen. 

Temas relacionados