El canje por el soldado Shalit

Con el anuncio de que Israel y Palestina se reunirán, por separado, con el Cuarteto para la Paz (EE.UU., UE, ONU y Rusia) el 26 de octubre en Jerusalén, este martes se dará un histórico intercambio.

Israel afronta el canje con una mezcla de alegría y pavor. Los 477 presos palestinos que serán liberados en una primera fase a cambio de Gilad Shalit, el soldado israelí que lleva cinco años en poder de Hamás, ya están en una cárcel cercana a la frontera con Egipto. Pero la publicación de la lista de excarcelados recordó a los israelíes que varios de esos presos cometieron atentados.

En la lista abundan los presos políticos, gente que en otro contexto y ante otros tribunales no habría sido condenada a penas graves o cuya participación en atentados fue bastante marginal. Hay, sin embargo, 280 condenados a cadena perpetua, de los cuales 100 cargan con varias, lo que significa que participaron en atentados con múltiples víctimas. Y hay un puñado que fueron condenados por actos que provocaron un horror especial en la opinión pública israelí.

En la lista está, por ejemplo, Nasser Yataima, condenado 29 veces a prisión vitalicia por cooperar en un atentado que, en 2002, mató a 30 personas que celebraban la cena de pascua en un hotel de Netanya. Está Abed Alaziz Salaha, que en 2002 participó en el linchamiento y descuartizamiento, ante las cámaras de televisión, de dos soldados israelíes en Ramala. Está Walid Anges, participante en el atentado contra la cafetería Moment de Jerusalén en 2002, con 11 muertos.

La Asociación Almagor de Víctimas del Terrorismo planteó aplazar el canje para poder estudiar cada uno de los 477 nombres de la primera fase (en la segunda se incluirán otros 550).

El gobierno de Benjamín Netanyahu, que se juega mucho en la operación, preparó una ceremonia militar para recibir al sargento Gilad Shalit. Los mediadores dicen disponer de pruebas de que el soldado se encuentra en buen estado físico y mental, por lo que tras un breve reconocimiento médico Shalit participará en un acto oficial.

Temas relacionados