Entrenamiento casero

El último número de la publicación que pretende difundir el terrorismo yihadista rinde un homenaje a los hermanos Tsarnaev, autores del atentado que dejó tres muertos en la Maratón de Boston el pasado 15 de abril.

Páginas de la octava edición de la revista ‘Inspire’, una publicación de Al Qaeda que divulga técnicas terroristas. / AFP
Páginas de la octava edición de la revista ‘Inspire’, una publicación de Al Qaeda que divulga técnicas terroristas. / AFP

“Hermano musulmán, si eres sincero en tus intenciones de luchar por la religión de Alá, lo único que tienes que hacer es entrar en tu cocina y construir con nuestra ayuda un aparato explosivo que cause daño al enemigo”. Harid es la palabra en árabe, incitar a la guerra, la misión principal de Inspire, revista virtual de Al Qaeda.

En su última edición, divulgada esta semana, la mayoría de las 40 páginas de la controvertida publicación rinden homenaje a los hermanos Tsarnaev, autores de los atentados en Boston el pasado 15 de abril y de quienes se supo que habían aprendido a fabricar las bombas usadas en el ataque siguiendo paso a paso las indicaciones de la revista. Ésta, como en cada uno de sus ejemplares, enseña de manera sencilla y gráfica a construir diferentes tipos de bombas caseras con elementos al alcance de cualquier persona.

El objetivo: promover una yihad o guerra santa omnipresente, en la cual todos los seguidores de Alá puedan participar realizando acciones terroristas aisladas que no respondan a ningún líder o estructura. Terrorismo que sólo tenga un objetivo: el sufrimiento de Estados Unidos y del resto de Occidente, como reza su decálogo.

Enseñando desde la construcción de armas hechizas, venenos químicos, cartas bombas, tácticas terroristas y de guerrilla, hasta métodos para encriptar y descifrar mensajes y hackear información, entre muchas otras herramientas de guerra, esta versión moderna de lo que fue El libro de cocina del anarquista en los años 70 se ha convertido últimamente en la huella digital presente en la mayoría de los casos de terrorismo a baja escala en el mundo entero. Quazi Nafis y el atentando contra la Reserva Federal en Nueva York el año pasado; Mohamed Osman Mohammed y la instalación de tres bombas caseras en un árbol de Navidad en Oregon, también en 2012, y Naser Jason Abdo y el atentado contra la base militar en Fort Hood, Texas, son sólo algunos de los casos que dan muestra de este fenómeno.

Haciéndose llamar la peor pesadilla de los Estados Unidos y del resto de Occidente, Inspire se publica en Yemen desde junio de 2010, bajo una distribución netamente digital. En sus páginas se pueden encontrar discursos y textos de ideólogos de Al Qaeda como Osama bin Laden, Abu Musab al Suri y Abu Yahya al Libi, así como otros líderes de su cúpula, quienes justifican sus acciones terroristas en la invasión a Irak y Afganistán, la situación en Guantánamo, los abusos de Abu Ghraib y la quema del Corán, así como el programa de drones en Pakistán, Yemen y Somalia, entre otros.

Además de entrevistas con reconocidos terroristas y biografías de sus mártires, la revista presenta en cada edición la lista actualizada de los blancos militares de la organización. En la última entrega lideran la lista el pastor estadounidense Terry Jones, el caricaturista danés Kurt Westergard y el escritor británico Salman Rushdie, así como varios lugares de interés de Occidente, como Times Square en Nueva York, la torre del Big Ben en Londres y la plaza de la Bastilla en París.

Es tal la preocupación por la influencia que ha alcanzado esta revista que en Inglaterra las autoridades han adoptado una política de cero tolerancia con la publicación. Más de veinte individuos han sido arrestados y llevados a juicio en el último año en ese país por descargarla, compartirla o poseerla, alcanzando sentencias que van desde los seis meses a los dos años de prisión. De igual forma, en Australia se arrestó a principios del mes de mayo a dos personas por tener copias de Inspire en varias tarjetas de memoria.

“No hay duda de que Inspire casa perfectamente en el nuevo modelo de terrorismo que hemos venido viendo en los últimos años, donde las acciones son cada vez más localizadas, perpetradas por extremistas locales con artefactos caseros. Lo que en muchos de los casos los hace imposibles de detectar”, asegura Bruce Ridel, analista de seguridad de Brookings Institution, al hablar de Inspire, principal canal propagandístico de Al Queda en la red.

Para cerrar su edición número doce, la revista celebra el coraje de los asesinos de Woolwich, Inglaterra, quienes semanas atrás arrollaron a un militar británico con su carro para después rematarlo a punta de machete. “Ojo por ojo, diente por diente, donde quiera que haya un muyahidín (guerrero del Corán) existe un peligro inminente para el no creyente”, dijo ante las cámaras Michael Adebolajo, uno de los asesinos de origen nigeriano segundos antes de ser neutralizado por la policía británica.

Temas relacionados