Estudiantes italianos protestan contra los recortes de Monti

Exigen mayor inversión para la educación.

- Estudiantes italianos se manifiestan contra los recortes en Educación, en Milán, Italia. Foto: EFE
- Estudiantes italianos se manifiestan contra los recortes en Educación, en Milán, Italia. Foto: EFE

Miles de estudiantes de los institutos italianos se manifestaron este viernes en las principales ciudades del país para protestar contra la política de recortes y la falta de inversión en la educación por parte del Gobierno de Mario Monti.

Se vivieron momentos de tensión cuando hubo enfrentamientos entre la policía y los estudiantes durante las manifestaciones en Roma y Turín.

En Roma, los estudiantes salieron de sus centros para marchar en grupos hacia la zona de Porta San Paolo, alejada del centro, desde donde comenzó la manifestación hacia el Ministerio de Educación, lo que ha creado importantes problemas en la viabilidad de la capital italiana.

"La escuela pública no se vende" o "la cultura da miedo" son alguna de las pancartas que enarbolaron los estudiantes en la que es la primera protesta del curso escolar, después de las numerosas movilizaciones del pasado año.

Como en el pasado curso escolar, los estudiantes protestan por los recortes que tanto el Gobierno de Silvio Berlusconi como el actual de Mario Monti han realizado a la Educación, así como "por el coste de los libros de texto y el aumento de las tasas para la inscripción", como explicó Alessandro Mustillo.

En el decreto de ley de revisión del gasto público aprobado por el Ejecutivo tecnócrata de Mario Monti el pasado julio se preveía, entre otras cosas, el aumento de las tasas universitarias dependiendo de la renta familiar para aquellos estudiantes que no aprueben el curso en un año académico.

Las manifestaciones se han organizado en las principales ciudades italianas como Milán, donde dos diferentes cortejos formados por miles de estudiantes están marchando hacia la sede de la Región Lombardia,

Los estudiantes milaneses desfilaron bajo el lema: "contra el proyecto de privatización de la escuela y la política de la educación pública del Gobierno".

En Turín se produjeron momentos de tensión, cuando la policía cargó contra los manifestantes que estaban lanzando huevos y otros objetos contra la sede del Ministerio de Educación y se produjo un herido leve.

En Bolonia desfilaron cerca de 1.500 estudiantes, según los movimientos que organizaron la protesta.

Los estudiantes están también en contra del proyecto de ley, aún en estudio, presentado por el ministro de Educación, Francesco Profumo, con el que se prevé "premiar" a los mejores estudiantes con convenciones, descuentos y otra serie de ventajas.

"El ministro habla de méritos y premios para los mejores, sin analizar profundamente las condiciones y exigencias de las escuela pública italiana", se lee en uno de los comunicados de los estudiantes.