Falla primer lanzamiento de prueba de nuevo misil intercontinental ruso

Fuentes del sector armamentístico de Rusia indicaron que "el misil ha caído sin causar víctimas ni daños”.

El primer lanzamiento de prueba de un nuevo misil estratégico intercontinental ruso desde el cosmódromo de Plesetsk (Rusia) resultó fallido, informaron en el sector armamentístico.

“El lanzamiento de prueba terminó en un fallo en el funcionamiento de la primera etapa del misil. El misil ha caído sin causar víctimas ni daños” , explicó una fuente del sector, citada por la agencia Interfax.

El Ministerio de Defensa ruso reconoció hoy que las pruebas “de nuevos prototipos de misiles” tuvieron lugar este martes en el cosmódromo situado en la región de Arjánguelsk, en el norte europeo de Rusia.

Las fuerzas armadas realizaron la prueba de un misil con base en tierra desarrollado por el Instituto de Técnica Termal de Moscú, según el técnico.

Se trata de un “misil de combustible sólido, con cabezas nucleares múltiples, una versión más desarrollada de los misiles Topol-M y Yars (RS-24). Cuenta con un conjunto de dispositivos para superar la defensa antimisiles” , explicó la fuente.

“En estos momentos los expertos estudian las causas del fallo” , concluyó.

El director del Centro de Investigaciones Sociopolíticas, Vladímir Yevséev, comentó que probablemente se trataba de una versión mejorada del misil balístico intercontinental RS-24.

“Dudo que podamos hablar de un misil totalmente nuevo. Seguramente se trata de una versión mejorada del misil de combustible sólido RS-24 con cabezas nucleares múltiples. Ahora, obviamente, el misil contará con un nuevo conjunto de medios para superar los sistemas de defensa antimisiles” , apuntó Yevséev.

El ITTM es la principal industria rusa de desarrollo de misiles estratégicos, responsable de artefactos como Topol, Topol-M, RS-24 y Bulava.