Gobierno chileno cerró la puerta a diálogo con estudiantes

Vocero estudiantil indicó que “no podemos estar tres años en paro, vamos a tener que buscar condiciones de movilización distinta”.

El Gobierno chileno descartó este viernes  hacer una nueva propuesta al movimiento estudiantil, tras la ruptura del diálogo que buscaba una solución a las movilizaciones, que desde hace cinco meses mantienen universitarios y secundarios, en demanda de una educación pública gratuita y de calidad.

La postura del Gobierno “ya está clara” , afirmó el ministro de Educación, Felipe Bulnes, durante un congreso de la Asociación de Colegios Particulares de Chile.

El Gobierno ha descartado la demanda estudiantil de una enseñanza gratuita para todos, con el argumento de que supone que los pobres financiarían la educación de los ricos.

En cambio, ha propuesto aumentos sustantivos de becas para los alumnos de sectores pobres y clase media baja, lo que ha sido rechazado por los estudiantes, pues a su juicio no significa cambio alguno en el sistema educativo.

La discrepancia llevó a los estudiantes a retirarse del diálogo con el Gobierno, que los ha instado a regresar a las negociaciones, pero sin flexibilizar sus posiciones.

Los estudiantes señalaron que no retornarán al diálogo hasta que no surja una nueva propuesta que responda a sus demandas, principalmente a la gratuidad.

“Tenemos una diferencia de visión. Cuando uno postula gratuidad para el 100 por ciento se traduce en que finalmente los pobres terminan subsidiando la educación de los más ricos” , insistió hoy Bulnes.

Giorgio Jackson, presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica, replicó señalando a radio Cooperativa que la propuesta estudiantil tiene como base una reforma tributaria, con la cual serían los ricos quienes, a través de mayores impuestos, financien la educación de los pobres.

En tanto, el portavoz del Gobierno, Andrés Chadwick, atribuyó a la “intransigencia” de los estudiantes los incidentes ocurridos este jueves, cuando una marcha no autorizada fue disuelta por la Policía, con un balance de centenares de detenidos y decenas de lesionados después de varias horas de enfrentamiento.

“No podemos estar condicionados por un grupo minoritario que es absolutamente intransigente” , dijo Chadwick, para quien el país “ya está cansado”.

“Cuando vemos la intransigencia que nos ha tocado ver, que nada se valora, que se quiere la gratuidad para los ricos, nosotros decimos sí, seguimos dialogando, pero al mismo tiempo los proyectos (de educación) que están en el Parlamento siguen su curso y los proyectos que tenemos listos los vamos a enviar ahora” , añadió.

Chadwick negó que haya sido la Policía la que generó la violencia, como han denunciado los estudiantes y defendió un proyecto que establece penas de prisión para los detenidos en manifestaciones y para quienes ocupen colegios y otros establecimientos.

“Queremos que la ley se aplique, que no exista impunidad, que los tribunales de justicia dispongan de herramientas legales (...). Tenemos a 530 carabineros heridos y los tribunales sólo han privado de libertad a una persona” , aseguró.

Camila Vallejo, presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile y figura emblemática del movimiento estudiantil, insistió por su parte en que “las condiciones para seguir con la mesa de diálogo no existen”.

Añadió, en declaraciones a la televisión pública (TVN) , que en todo caso la Confederación de Estudiantes de Chile (Confech) , se reunirá este sábado en la ciudad de Valdivia para analizar la situación y adoptar una posición oficial.

Vallejo adelantó que el movimiento estudiantil buscará proyectar sus demandas en el largo plazo, hasta conseguir los cambios estructurales que anhelan para la educación.

“Las demandas que nosotros hemos instalado, sobre todo las más profundas, estructurales, han llegado para quedarse, así que vamos a proyectar este movimiento en la medida que sea necesario hacerlo” , precisó

“Vamos a generar todas las condiciones para darle proyección a este movimiento, para que en próximos hechos políticos, como las elecciones, nosotros podamos cobrarle la palabra al Gobierno” , dijo, aunque matizó que deberán buscar “una forma más adecuada” para seguir movilizándose.

Temas relacionados
últimas noticias