Hombre en China muere después de ser mordido por la serpiente a la que decapitó

Peng Fang falleció 20 minutos después de que el reptil le inyectara su veneno.

Un hombre murió cuando la cabeza de una serpiente que había cortado, para preparar un plato exótico con carne de cobra, lo mordiera y le inyectara su veneno. El fatal accidente ocurrió en un restaurante en la ciudad de Foshan en la provincia de Guangdong, China.

Según el diario británico The Mirror, el hombre identificado como Peng Fang falleció luego de que al intentar botar la cabeza de la serpiente a la basura, el reptil, aún vivo, le inyectara su veneno. De acuerdo con algunos cocineros del restaurante, el hombre gritó fuertemente cuando el reptil le clavó los colmillos.

Las autoridades afirmaron que Fang murió pocos minutos después de lo ocurrido ya que no pudo ser trasladado de forma inmediata a un centro médico para que le aplicaran el antídoto.

Aunque para muchos es extraño que un animal que ha sido cortado siga con vida, el experto en serpientes Yang Hong-Change, explicó a The Mirror que en el caso de estos reptiles las extremidades pueden seguir funcionando hasta una hora después de ser cortadas.

Temas relacionados