Ilegalizada estructura política de ETA anuncia su disolución

El Ejecutivo español aseguró que ETA empeza a asumir que no podrá volver a condicionar la vida de ese país.

La disolución se produce a siete semanas de las elecciones generales que celebrará España el 20 de noviembre, y en medio de las expectativas sobre la eventualidad de que la banda anuncie el fin de su actividad.

En un comunicado del que se hacen eco este sábado dos diarios independentistas vascos, ETA anuncia su intención de colaborar con el grupo internacional, encabezado por el sudafricano Brian Currin, que se constituyó la pasada semana para verificar su alto el fuego, sin ningún tipo de reconocimiento por parte del Gobierno español.

Al valorar el anuncio, el ministro español del Interior, Antonio Camacho, aseguró que "ETA ha empezado a asumir que nunca más podrá volver a condicionar con su barbarie la vida de este país".

El ministro considera que la derrota de ETA está "más cerca que nunca" y que la banda terrorista "ha entrado en un proceso de disolución imparable".

En términos similares se expresó el portavoz del Gobierno, José Blanco, quien señaló que se trata de "un paso más hacia el final de ETA", aunque subrayó que "es evidente que no es el último", porque lo que espera la sociedad es el anuncio del fin de la banda terrorista.

El Partido Popular (PP), favorito en las encuestas para ganar las próximas elecciones, mantiene una posición crítica sobre las expectativas del Gobierno con el argumento de que lo único decisivo es el anuncio por parte de ETA de su disolución.

El diario vasco "Gara", que cita a dos miembros de la dirección de Ilegalizada estructura política de ETA, informa hoy que esta agrupación se disuelve como consecuencia "del cambio radical de estrategia" adoptado por la izquierda independentista en el País Vasco.

Esa izquierda independentista ha logrado importantes cotas de poder en el País Vasco en las últimas elecciones municipales a través de la marca Bildu, legalizada por el Tribunal Constitucional.

ETA, que en cinco décadas de actividad ha asesinado a casi 900 personas, anunció el 10 de enero pasado un alto el fuego "permanente, general y verificable", y el 12 de julio ratificó, también en "Gara", su disposición "a profundizar en el camino emprendido".


 

Temas relacionados

 

últimas noticias

La “revolución de la muerte” de Jim Jones

¿Por qué Tijuana no quiere más migrantes?