Israel se adelanta a informe de ONU

El Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas publicará en los próximos días un informe con sus conclusiones sobre la última ofensiva en Gaza (2014).

Benjamín Netanyahu, primer ministro israelí. /EFE

Se prevé que este informe acusará a israelíes y a Hamás de cometer “crímenes de guerra” durante los 51 sangrientos días que dejaron más de 2.100 palestinos y 73 israelíes muertos (67 soldados y seis civiles). Algo con lo que Israel no está de acuerdo, pues, según el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, el informe “está escrito de antemano para ensuciar el nombre de Israel”.

Por eso Israel decidió hacer su propia investigación y anticiparse a la ONU. El documento de 242 páginas, redactado por una comisión de funcionarios de la oficina del primer ministro israelí y tres ministerios, concluye que “Hamás cometió crímenes de guerra”. Dice que este y otros grupos armados palestinos dispararon desde mezquitas y clínicas y escondieron armamento en colegios de Gaza.

El informe israelí analiza los aspectos legales, políticos, de derechos humanos y de contexto histórico durante 51 días de guerra y se convierte en un acta de acusación a las milicias palestinas sobre las razones y consecuencias de la que fue la tercera ofensiva israelí de gran envergadura desde 2007.

Según organismos internacionales, la mayoría de los muertos en Gaza fueron civiles, dato que el informe desafía al denunciar que Hamás “ocultó la verdadera identidad de milicianos” e “infló las cifras para beneficiarse estratégicamente”. “El Ejército estima que al menos 936 eran milicianos (44% del total) y 761 civiles (36%); los esfuerzos siguen para clasificar los 428 restantes (20%)”, asevera el documento israelí que fue rechazado por el portavoz de Hamás, Sami Abu Zuhri.

Temas relacionados
últimas noticias