Máxima autoridad electoral mexicana descarta recuento total de votos

Señala que la decisión está en manos de cada distrito electoral.

El Instituto Federal Electoral de México (IFE) descartó este miércoles la posibilidad de ordenar un recuento total de los votos de las elecciones del pasado domingo, solicitado por Andrés Manuel López Obrador, y dejó la decisión en manos de los consejos electorales de cada distrito.

El asunto fue debatido durante cinco horas en una sesión del consejo general del IFE que acabó después de la 01.00 hora local, pocas horas antes de que se vuelva a reunir y comience el cómputo de votos oficial a partir de las actas de sufragio.

El consejero presidente del IFE, Leonardo Valdés, recordó, en su intervención inicial, que la ley establece las razones para hacer un recuento de votos en los consejos de los 300 distritos electorales repartidos por todo el país.

Mencionó, entre ellas, que "la diferencia entre el primero y segundo lugar sea igual o menor a un punto porcentual y el segundo lugar solicite el recuento".

También cuando los votos nulos son iguales o mayores a la diferencia de votación entre el primero y el segundo lugar, cuando hay evidencias de alteración y cuando todos los votos fueron por un solo partido político en cada mesa electoral.

Después de recordar estos elementos, Valdés se refirió a la petición que presentó  la izquierda mexicana, liderada por Andrés Manuel López Obrador, para que se vuelvan a contar todos los votos emitidos en los comicios del pasado domingo. Por su parte, el expresidente colombiano César Gavria, jefe de la misión de observación electoral de la Organización de Estados Americanos (OEA), afirmó que México tiene "el sistema electoral más robusto y confiable de toda América Latina".

Según anunció en una rueda de prensa López Obrador, se han detectado "inconsistencias" en cerca del 80 por ciento de las mesas de votación, y no descartó que, según el análisis de los datos, pueda haber más.

Aunque la izquierda llevará todos los casos a los consejos electorales de los distritos, también presentó una solicitud ante el IFE para que aprobara el recuento general de todos los votos.

A partir de esta petición, Valdés dijo que la posición del Consejo General del IFE para que se lleve a cabo un nuevo escrutinio en las mesas electorales es que "la determinación de las causales (para el recuento) es facultad exclusiva de los consejos distritales y se realiza de manera casuística".

"Cuando se acrediten algunas de las causales para efectuar el recuento voto por voto, los consejos distritales están capacitados para llevarlos a cabo y cuentan con las herramientas normativas y las condiciones institucionales para hacerlo", agregó Valdés.

La sesión del consejo del IFE se cerró poco antes de que comience a las 8.00 hora local de el cómputo oficial de los votos en cada uno de los 300 distritos electorales del país, a partir de las actas que fueron completadas al completarse el escrutinio.

No obstante, considerando las causas mencionadas por Valdés, el IFE calcula que posiblemente sea necesario hacer un recuento de la tercera parte de los votos depositados el pasado domingo, un proceso normal previsto en las leyes electorales mexicanas.

En los últimos comicios, los legislativos del 2009, también se hizo un recuento de la tercera parte de los votos a partir de una reforma electoral de 2007-2008 que estableció los parámetros para volver a contar los sufragios.

Aunque la posición del IFE en cuanto al recuento total de los votos pedido ayer por la izquierda mexicana quedó asentada en el discurso de Valdés, la sesión del consejo general del organismo dedicó varias horas para debatir una recomendación a tono con la postura que planteó el presidente del organismo.

"Vivimos el domingo una elección absolutamente transparente y limpia. No estamos sesionando para limpiar la elección", afirmó el consejero del IFE Marco Antonio Baños, aludiendo a unas declaraciones del martes de López Obrador.

Representantes de la izquierda en el IFE estuvieron presionando para que el organismo diera instrucciones a los consejos de cada distrito para que se recuenten todos los votos, opción que quedó desestimada.