Messi, ¿nos tomamos una foto?