Obama presentó ambicioso programa contra el desempleo

Pidió al Congreso 447.000 millones de dólares para "poner a más gente a trabajar y más dinero en el bolsillo de los que están trabajando" indicó el mandatario estadounidense.

El presidente estadounidense Barack Obama pidió al Congreso que termine con el "circo" del enfrentamiento político y que apruebe inmediatamente un ambicioso plan de lucha contra el desempleo con un coste de unos 447.000 millones de dólares.

"Envío a este Congreso un plan que debería adoptar inmediatamente", dijo Obama ante un parlamento dividido, en el que los republicanos guardaron silencio durante la mayor parte de su discurso y los demócratas aplaudieron enfervorizadamente.

Recortes de impuestos para los trabajadores y empresarios, inversiones en infraestructura y la recontratación de maestros y policías, así como la creación de un banco de obras públicas, integran ese plan, que de antemano fue recibido con hostilidad por la oposición.

"La gente de este país trabaja duro para enfrentar sus responsabilidades. La cuestión es si nosotros vamos a enfrentarnos a las nuestras. La cuestión es si, ante esta crisis nacional que estamos viviendo, podemos acabar con el circo político", dijo Obama.

El presidente advirtió que está dispuesto a viajar por todo el país para defender sus puntos de vista sobre cómo salir de la crisis, y pidió a los estadounidenses que exijan acción a sus congresistas.

"El objetivo de la Ley de Trabajo Estadounidense es simple: poner a más gente a trabajar y más dinero en el bolsillo de los que están trabajando", explicó.

El desempleo es la principal preocupación del ciudadano medio en Estados Unidos. La tasa actual es del 9,1% y no da signos de bajar a pesar de un gran plan de estímulo económico lanzado en 2009 y sucesivos recortes de impuestos.

Temas relacionados