Obama se reunió con Consejo de Seguridad Nacional por atentados en Boston

El presidente de Estados Unidos revisó los avances en las investigaciones que se adelantan para establecer quiénes fueron los responsables del ataque.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama estuvo reunido durante una hora y media con el Consejo de Seguridad Nacional para tratar los últimos avances sobre la investigación relativa a los atentados de Boston del pasado lunes.

Según informó la Casa Blanca en un comunicado, Obama subrayó la necesidad de continuar reuniendo información de inteligencia para poder responder a las preguntas que aún no han sido resueltas sobre las explosiones de la maratón internacional de la ciudad, que causaron 3 muertes y 170 heridos.

La asesora del presidente para Seguridad Nacional y Antiterrorismo, Lisa Mónaco; el asesor de Seguridad Nacional, Tom Donilon: el fiscal general, Eric Holder; el director del FBI, Robert Mueller; y la secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, informaron a Obama sobre los últimos detalles del caso.

Durante la reunión, celebrada en la Sala de Crisis de la Casa Blanca, también estuvieron presentes el director de la CIA, John Brennan y el director de Inteligencia Nacional, James Clapper, quienes le informaron sobre "los esfuerzos para combatir el terrorismo" y las medidas adoptadas para "proteger al pueblo estadounidense".

"El presidente elogió el trabajo que se está llevando a cabo para buscar justicia en el atentado de la maratón de Boston (...) y expresó su agradecimiento por los esfuerzos realizados por las autoridades estatales y locales, y la policía, en Boston y Massachusetts", añade la nota.

Los hermanos de origen chechén Tamerlan Tsarnaev, de 26 años, y Dzhokhar, de 19, son los sospechosos de perpetrar los atentados, que conmocionaron a todo el país.

Tamerlan murió en la madrugada del jueves al viernes tras un tiroteo con las autoridades y Dzhokhar, fugado desde entonces, fue detenido en la noche del sábado en un operativo policial de película e ingresado en estado grave en un hospital de Boston.

El FBI y la CIA prevén interrogar al sospechoso sin leerle por ahora sus derechos básicos, haciendo uso de una excepción en las normas de la justicia estadounidense.

Los motivos que llevaron a los hermanos Tsarnaev a cometer presuntamente los atentados todavía son un misterio y aunque las primeras investigaciones indican que actuaron solos, se desconoce con certeza si tuvieron algún tipo de ayuda externa.

últimas noticias