Obama viajará a Europa y Perú una vez se sepa quién lo va a suceder

El presidente estadounidense visitará Grecia y Alemania antes de la cumbre de la APEC en Lima.

Barack Obama, presidente de Estados Unidos. / AFP

El viaje a Grecia, el primero en su presidencia, supone un espaldarazo al Gobierno de Alexis Tsipras. Y la visita a Alemania, la sexta de su mandato, evidencia el papel de la canciller Angela Merkel como la interlocutora preferida de Obama en asuntos europeos.

En Alemania, Obama mantendrá también una reunión conjunta con Merkel y los líderes de Francia, Italia y Reino Unido. Son habituales los encuentros y videoconferencias entre EE UU y los cuatro países europeos pertenecientes al G8.

Presumiblemente, este será el último viaje a Europa de Obama antes de la investidura de su sucesor o sucesora el próximo 20 de enero, lo que le permitirá hacer balance de sus ocho de años de presidencia, despedirse de sus socios y ayudar en la transición al nuevo inquilino del Despacho Oval. La última vez que Obama estuvo en Europa fue el pasado julio en una visita a Polonia y España, que la Casa Blanca describió entonces como posiblemente el último desplazamiento del mandatario al Viejo Continente.

"El viaje subrayará el compromiso del presidente con la solidaridad transatlántica, una Europa fuerte e integrada, y la cooperación con nuestros socios en Asia-Pacífico", señaló la Casa Blanca en un comunicado.

En Grecia, Obama se reunirá con el presidente Prokopis Pavlopoulos y el primer ministro Tsipras. El mandatario expresará el apoyo de Washington a los planes de Atenas para superar sus estrecheces económicas, ensalzará los valores democráticos y alabará los esfuerzos helenos ante la llegada masiva de refugiados.

Obama pidió la semana pasada a la Unión Europea que no deje la carga de la crisis de los refugiados a los países más golpeados, como Grecia. En el terreno económico, la Casa Blanca ha abogado por una reestructuración de la deuda griega en línea con las demandas de Tsipras ante el Eurogrupo. Así lo reiteró el vicepresidente estadounidense, Joe Biden, en una reunión con el primer ministro griego el pasado septiembre en Nueva York.

El libre comercio, a debate

En Alemania, Obama tiene previsto abordar con Merkel los conflictos en Ucrania y Siria, la lucha contra el yihadismo y el estancamiento de las negociaciones del TTIP, el tratado de libre comercio entre EE UU y la UE. La Casa Blanca insistió en agosto en que mantiene el objetivo de llegar a un acuerdo antes de final de año después de que el vicecanciller y ministro de Economía alemán, Sigmar Gabriel, diera por fracasadas las conversaciones.

El libre comercio también centrará el viaje del presidente a Perú. Ante sus socios de la APEC, Obama defenderá el acuerdo comercial con 11 países del Pacífico (TPP, por sus siglas en inglés) en un momento en que está en el aire su aprobación por parte del Congreso estadounidense y su puesta en funcionamiento. Gane quien gane en las elecciones del 8 de noviembre, la demócrata Hillary Clinton y el republicano Donald Trump defienden una política más proteccionista que el mandatario saliente.

Obama mantendrá en Lima su primera reunión con el presidente peruano, Pedro Pablo Kuczynski, que ganó en junio las elecciones peruanas. El encuentro, según la Casa Blanca, se centrará en el apoyo al crecimiento del sector privado mediante políticas inclusivas y respetuosas con el medio ambiente, el avance de la democracia y los derechos humanos, y el refuerzo de los lazos entre ciudadanos.

Temas relacionados