Ocupación hotelera en Francia, de capa caída por atentados

Un estudio advierte que el contexto de inseguridad, especialmente en París y la Costa Azul, "tendrá un impacto duradero sobre la imagen del país como destino turístico".

París, conocida como la ‘Ciudad de la Luz’, es considerada como el destino turístico más popular del mundo; sin embargo, el terrorismo en Francia ya comienza a pasar factura. /Foto: Tomada de Pixabay
París, conocida como la ‘Ciudad de la Luz’, es considerada como el destino turístico más popular del mundo; sin embargo, el terrorismo en Francia ya comienza a pasar factura. /Foto: Tomada de Pixabay

El sector hotelero francés, que en 2015 ya vivió un año difícil, registró en lo que va de 2016 una caída récord de clientes como consecuencia de los atentados recientes, indicó este martes un estudio de la consultora KPMG.

"Si los acontecimientos de enero de 2015 [atentados en París y Vincennes] tuvieron un impacto limitado en el tiempo (...) los atentados del 13 de noviembre de 2015 [En París] afectaron gravemente el atractivo de la capital y de Francia para la clientela internacional y doméstica", indica el informe.

Según KPMG, "2016 ha sufrido el impacto duradero de los atentados que junto a otros elementos coyunturales (huelgas, meteorología) marcan un antes y un después para la industria hotelera francesa".

El estudio se basa en un panel de 3.000 hoteles —de un total de 16.000 que hay en Francia— que representan 24.000 habitaciones, casi el 44% del total homologado.

En París y la región parisina, la frecuentación de turistas, en especial estadounidenses y asiáticos, cayó un 6,4% en el primer semestre del año a pesar de la Eurocopa-2016, "que no tuvo un impacto suficiente para compensar los malos resultados de principios de año".

Según KPMG, la principal razón es el contexto de inseguridad por los atentados de 2015 y por el de Niza del 14 de julio pasado, "que tendrán un impacto duradero sobre la imagen de Francia como destino turístico".

El informe también destaca el auge de alternativas al hotel como los alquileres que ofrecen las plataformas Airbnb o Abritel.

Para lo que queda de 2016, el estudio prevé una caída de la frecuentación de los hoteles de entre el 8 y 10% y una caída similar en facturación, indicó en una rueda de prensa Stéphane Botz, responsable de la división hoteles y sector inmobiliario de KPMG.

A mediano plazo, también se esperan consecuencias para las inversiones en el sector hotelero, "a partir de mediados de 2016 y en 2017", indica el informe, que las achaca al hecho de que los atentados han afectado a dos regiones clave del turismo en Francia, París y la Costa Azul.

Temas relacionados