Ordenan traslado al psiquiátrico a expresidente de Guatemala por desaparición de indígenas

El régimen de Efraín Ríos Montt, quien enfrenta cargos por la matanza de 1.771 indígenas mayas del norte de Guatemala, dejó también unos 200.000 muertos y desaparecidos entre 1960 y 1996.

Archivo EFE

Una Sala de Apelaciones de Guatemala reactivó este martes la orden disponiendo que el exdictador Efraín Ríos Montt sea internado en un hospital psiquiátrico para ser evaluado y determinar si tiene capacidad mental de afrontar un nuevo juicio por genocidio, informó la Fiscalía.

Julia Barrera, vocera de la Fiscalía, dijo a la AFP que la Sala de Apelaciones de Delitos de Femicidios, rechazó el recurso planteado por los abogados de Ríos Montt el sábado para que se suspendiera el internamiento.

"Se recibió la notificación donde se indica que la exhibición personal que dejó en suspenso el traslado fue declarada sin lugar", señaló Barrera.

La vocera indicó que la Fiscalía está a la espera de que el tribunal a cargo del proceso fije una nueva fecha para que Ríos Montt sea trasladado al hospital psiquiátrico, ubicado en la periferia norte de la capital guatemalteca.

El jueves pasado, el Tribunal B de Mayor Riesgo, que lleva el caso, aceptó una solicitud de la Fiscalía de internar por 10 días al exdictador, de 89 años, en el Hospital Nacional de Salud Mental "Federico Mora", para así determinar si padece demencia senil, como certificó recientemente el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif).

La parte acusadora tiene dudas del informe del Inacif, pues estima que el exdictador podría estar recibiendo fármacos para mantenerlo somnoliento.

La decisión del tribunal se tomó en el inicio del segundo juicio por genocidio contra Ríos Montt, pero la solicitud de la Fiscalía de internarlo impidió abrir el debate oral y público.

El general, que gobernó con mano de hierro entre 1982 y 1983, enfrenta cargos por la matanza de 1.771 indígenas mayas ixiles del norte de Guatemala. Ríos Montt volvió a comparecer ante la justicia luego de que la Corte de Constitucionalidad (CC), la máxima instancia legal del país, anulara una sentencia a 80 años de prisión dictada el 10 de mayo de 2013 alegando errores procesales, por lo que ordenó repetir el juicio.

El pasado 5 de enero se intentó realizar la audiencia, pero la defensa del militar pidió separar del caso a la jueza Jeannette Valdez, integrante del tribunal, por haber opinado sobre el genocidio en una tesis académica en 2004.

El régimen de Ríos Montt es considerado el más sangriento del conflicto armado que dejó en Guatemala unos 200.000 muertos y desaparecidos entre 1960 y 1996, según un informe de la ONU.