Policía australiana investiga la muerte de un colombiano por golpiza

Cámaras de seguridad grabaron el momento en el que se dio inicio al altercado que luego le costaría la vida a Wilson Duque Castillo.

La policía australiana busca testigos para esclarecer la muerte del colombiano Wilson Duque Castillo, fallecido el pasado lunes a raíz de la golpiza propinada por guardias de seguridad de un bar en Sídney.

Unas imágenes de vídeo del inicio de la trifulca captadas por la cámara de seguridad de un local próximo a la entrada del bar, muestran como el colombiano intentaba calmar la situación antes de que sufriera una grave lesión en la cabeza por algún golpe.

Wilson Duque, de 33 años, acudió el 18 de diciembre pasado acompañado de su hermano Wilmer, de 27, y de otro hombre a un bar del barrio de Kings Cross, una zona de la ciudad conocida por concentrar decenas de locales de vida nocturna.

El altercado comenzó cuando el equipo de seguridad del bar impidió la entrada al local a la víctima y a sus acompañantes, y al parecer, uno de ellos, irritado, respondió con palabras en tono amenazante.

En el citado vídeo se ve como Wilmer Duque agarra un banco de la terraza del bar con el que amenaza a los guardas y segundos después lo deja sobre el suelo, a lo que su hermano mayor reacciona con serenidad haciendo gestos con los brazos para poner paz.

La cámara del local no captó la pelea posterior, que ocurrió en una calle contigua después una persecución por parte de los guardias del bar.

Wilson Duque, fue operado en un hospital de Sídney, aunque murió el pasado 3 de enero cuando por decisión de la familia el equipo médico desconectó la máquina de respiración asistida de la dependía su vida.

La esposa de la víctima, Raquel, hizo el pasado lunes en público, un llamamiento en el que solicitó la ayuda de aquella gente que pudiera haber visto el incidente que acarreó la muerte de su marido y padre de un hijo de cuatro meses.

"Nunca hizo daño a nadie, y todo lo que quería era salir después de un duro día de trabajo. Pero Wilson acabó en el hospital, y ahora ya no está", dijo la viuda.

La policía ha presentado acusaciones contra uno de los guardias de seguridad, identificado como John Hopoate, un conocido ex jugador de rugby, de 36 años, por "refriega y asalto" a Wilmer Duque.

Pero hasta el momento, ninguna persona ha sido acusada por la Policía de la muerte de Wilson Duque.

Al respecto, el superintendente de la Policía Tony Crandell, señaló que "necesitamos información sobre todas las circunstancias que rodearon el incidente fuera del club nocturno y los eventos posteriores", y que la familia ha pedido que se respete su privacidad.

Temas relacionados