La diligencia se aplazó

10 horas duró la declaración de Gustavo Moreno en la Comisión de Acusación

En medio de un completo hermetismo, el exfiscal de la Unidad Anticorrupción declaró en los procesos de Gustavo Malo y José Leonidas Bustos, quienes alegan que el ahora testigo de la Fiscalía ha dicho “toda suerte de mentiras”.

Luis Gustavo Moreno, exfiscal de la Unidad Anticorrupción de la Fiscalía. Mauricio Alvarado - El Espectador.

10 horas duró la declaración del Luis Gustavo Moreno en la Comisión de Acusación de la Cámara de Representantes. El exfiscal de la unidad anticorrupción de la Fiscalía llegó sobre las 8:50 de este miércoles, 8 de noviembre, bajo un leve esquema de seguridad de dos uniformados del CTI. Sin embargo, sobresale su protección personal, pues tenía un chaleco antibalas y un casco que dejaba ver ligeramente un vestido azul oscuro, camisa blanca y corbata roja. (Lea: Gustavo Moreno agita su ventilador)

La declaración del exfiscal Moreno está enmarcada en los procesos que la Comisión de Acusación sigue en contra de Gustavo Malo y José Leonidas Bustos, magistrado y exmagistrado, respectivamente, de la Corte Suprema de Justicia. Sin embargo, y a pesar que la declaración de Moreno en el proceso de Bustos se extendió hasta pasadas las 7 de la noche, se fijó una nueva fecha para continuar con las declaraciones. Por orden del exfiscal extraditable, las autoridades ordenaron restringir el paso de los periodistas y el recinto fue tapado con papel periódico para evitar que los medios de comunicación realizaran alguna toma o registro.

 “(Gustavo Moreno) se abstiene de abordar ciertos temas que son propios de las declaraciones que va a rendir ante la Fiscalía como objeto del principio de oportunidad. Y, en consecuencia, nunca vamos a saber todas las motivaciones que tuvo para declarar en contra de los magistrados y para fabricar toda suerte de mentiras. Además, él ha venido diciendo la supuesta verdad que dice tener a cuentagotas”, manifestó el exmagistrado Leonidas Bustos quien se abstuvo de responder preguntas. (Lea: Los destinos cruzados de los protagonistas del cartel de la toga)

Por su parte, Álvaro Luna, abogado del también exmagistrado Francisco Javier Ricaurte, precisó: “Obviamente estas diligencias son complejas porque la cantidad de imprecisiones y mentiras que ha dicho este testigo (Moreno) que está hoy acá pues saltan a la vista. Eso hay que develarlo y estas diligencias sirven para eso”. En el caso de Ricaurte, la Comisión investiga posibles actos de corrupción, dentro del escándalo conocido como el cartel de la toga, mientras él se desempeñaba como magistrado.

Esta diligencia, esperada por la Comisión y por quienes son investigados, se realiza después de que el exfiscal firmara un principio de oportunidad con el ente investigativo. El acuerdo, que tendrá que ser avalado por un juez, establece una inmunidad penal por aquellos delitos que cometió mientras se desempeñó como abogado litigante, mas no como jefe de la Unidad Anticorrupción. El principio dispone que el exfiscal extraditable tendrá que continuar su proceso de colaboración ante la Fiscalía y la Corte Suprema de Justicia cuando estas lo requieran.

“Todas aquellas causas en que (Gustavo Moreno) haya incurrido como funcionario judicial, no tienen ningún beneficio. No solamente en el caso que ya le ha sido imputado el delito de concusión, sino eventualmente frente a los que puedan surgir de las investigaciones que, en este terreno, está haciendo la Fiscalía”, precisó el jefe del organismo investigativo la semana pasada.