12 años de cárcel a mujer por explotar laboralmente a una joven indígena

Claudia Maritza Castiblanco Parra fue sentenciada a 12 años de prisión y tendrá que pagar una multa de 800 salarios mínimos mensuales vigentes pues fue señalada de ser responsable del delito de trata de personas.

Erika Fausuri Vargas Castillo, perteneciente a la comunidad indígena de Carapana de Vaupés fue sometida a explotación laboral en la ciudad de Bogotá.Archivo

Claudia Maritza Castiblanco Parra la mujer que fue acusada de haber explotado laboralmente a una joven indígena tendrá que pagar 12 años de años de prisión y una multa de 800 salarios mínimos mensuales vigentes. El juez 16 penal de Bogotá la declaró culpable por haber cometido el delito de trata de personas.

La Fiscalía demostró que la hoy condenada  captó, trasladó y sometió a actos de esclavitud a Erika Fausuri Vargas Castillo, una jóven indígena de la comunidad Carapana de Vaupés,“fue tratada como una mercancía y restringida en su libertad ya que fue encerrada con llave todo el tiempo”, indicó el ente investigador.

(Lea:Condenan a mujer por explotación laboral de una joven indígena)

Los hechos iniciaron en 2014, cuando Castiblanco Parra contactó a una joven perteneciente a la comunidad indígena Carapana en el municipio de Mitú (Vaupés). La mujer le ofreció a la víctima trabajar como empleada doméstica en su casa en Bogotá. Sin embargo, según la investigación las condiciones de trabajo a las que estaba sometida la víctima no eran las que se habían pactado desde un principio.

La investigación que se realizó en su momento determinó que la víctima permaneció durante un mes y una semana en la casa de  Castiblanco Parra y durante ese tiempo tuvo que atender las labores domésticas sobrepasando la jornada laboral permitida y realizando oficios sin descanso. A la joven no se le permitía salir de la casa y era encerrada con llave cuando quedaba a solas. De igual forma, la comunicación con su familia en Vaupés era restringida y casi nula.

(Lea:Se registraron 200 víctimas de trata de personas en los últimos dos años)

La víctima manifestó que en medio de las labores de aseo, rompió una delicada pieza decorativa por la cual le fue cobrada la suma de 5 millones de pesos. Desde ese entonces  fue sometida a trabajos forzados durante 20 meses, sin pago, por el daño ocasionado.  De ifual forma, la Fiscalía  reveló que “nunca fue afiliada a una empresa de salud, nunca cotizó a prestaciones sociales y nunca le pagaron el tiempo de trabajo”.

El caso de Claudia Maritza Castiblanco Parra se convirtió en la primera condea que se realiza en Colombia por el delito de trata de personas contra una mujer peteneciente a una comunidad que enfrenta constantes amenzas. Así lo expresó el ente acusador a través de su cuenta oficial de Twitter.

 

813387

2018-09-20T15:05:32-05:00

article

2018-09-20T15:14:32-05:00

jjaimes_250826

none

Redacción Judicial

Judicial

12 años de cárcel a mujer por explotar laboralmente a una joven indígena

76

3742

3818