También es señalado de participar en la masacre de Mapiripán

23 de octubre terminará juicio contra el coronel (r) Plazas por crimen de Jaime Garzón

Ese día finalizará formalmente la etapa de juicio en contra del coronel (r) Jorge Eliecer Plazas Acevedo. El juez, posteriormente, entrará a determinar el grado de responsabilidad del exoficial por los hechos ocurridos el 13 de agosto de 1999.

Jaime Garzón Forero fue asesinado el 13 de agosto de 1999 en BogotáArchivo particular.

Este martes, en los juzgados especializados de Bogotá, finalizó la etapa testimonial dentro del juicio que se adelanta en contra del coronel (r) del Ejército, Jorge Eliecer Plazas Acevedo, señalado de participar en el asesinato del periodista y humorista Jaime Garzón Forero, ocurrido el 13 de agosto de 1999 en Bogotá. Con el fin esta etapa, resta en el juicio que cada una de las partes (Fiscalía, Procuraduría, abogado de las víctimas y defensa del exmilitar) expongan los alegatos de conclusión para que el juez, posteriormente, tome una decisión de fondo: fallo condenatorio o absolución.

(Le puede interesar: Plazas Acevedo, el coronel bandido)

Los últimos tres testigos que fueron interrogados ante el juez séptimo especializado de Bogotá fueron tres exmilitares retirados del Ejército Nacional, quienes fueron solicitados por parte de la defensa del coronel retirado, detenido en la cárcel La Picota. Para la Fiscalía, el entonces jefe de inteligencia de la Brigada XIII del Ejército, entre otras cosas, fue uno de los responsables de ordenar la recolección de información sobre los movimientos del humorista con el objetivo de saber con qué personas se reunía.

La Fiscalía acusa al exoficial de tener nexos con el Bloque Capital de las autodefensas debido a que gracias a su colaboración, supuestamente, los paramilitares lograron tener una fuerte presencia en la capital del país. De hecho, exjefes paras como Diego Fernando Murillo Bejarano, alias Don Berna, y Jesús Emiro Pereira, alias Huevoepisca, lo han señalado como uno de los hombres más importantes al interior de la estructura debido a que era uno de los oficiales a los que supuestamente se le pagaba por su colaboración.

(Le puede interesar: "En el crimen de Jaime Garzón se quiso garantizar la impunidad")

El próximo 23 de octubre, a partir de las 8:30 a.m., finaliza formalmente la etapa del juicio con los alegatos de conclusión. Actualmente, Plazas Acevedo está pagando una condena de 40 años de prisión por el homicidio del empresario israelí Benjamín Khoudari. Logró estar 11 años prófugo de la justicia tras volarse en 2003 de la Escuela de Artillería de la capital del país, sin embargo, en julio de 2014 fue recapturado en el departamento del Meta.

Aparte de su condena y de su posible responsabilidad en el asesinato de Garzón Forero –en caso de ser hallado responsable–, el coronel tiene otra deuda pendiente con la justicia: la masacre de Mapiripán. Tanto en este caso como en el del humorista, los testimonios de exparamilitares fueron fundamentales para que el ente investigativo llegara a la conclusión de que Plazas Acevedo, quien según el documento de la Fiscalía era llamado Don Diego por los paramilitares, tuvo que ver con ese crimen.  

El testigo principal de la Fiscalía para elaborar su escrito de acusación fue Raúl Hasbún, un hombre que entre las autodefensas del Urabá fue reconocido bajo el alias de Pedro Bonito. Hasbún, quien se acogió al proceso de desmovilización que pactaron las AUC con el gobierno de Álvaro Uribe, declaró que Plazas Acevedo había logrado que los más de 80 paramilitares que iban a viajar desde Necoclí hacia Mapiripán en julio de 1997, se desplazaran desde Apartadó.