Tendrán que responder por varios delitos

Agente del CTI estaría detrás de peligrosa banda dedicada al hurto de residencias

“Los Balseros”, como se denomina la organización, estaría detrás del hurto a la vivienda de la exministra Martha Lucía Ramírez. Según la Fiscalía, esta organización usaba a los empleados de las residencias para perpetrar robos entre los ·$300 y $700 millones.

La Fiscalía afirma que en cinco meses de seguimientos a los presuntos integrantes de la organización, los asaltos a cada vivienda estaban entre los $300 y $700 millones.

La Fiscalía y la Sijin, en una investigación articulada, capturaron a nueve presuntos integrantes de la banda Los Balseros, señalados de hurtar residencias de municipios aledaños a Bogotá como Cota, Cajicá, Chía, Granada y La Calera, en el departamento de Cundinamarca. Uno de los líderes de la organización sería un funcionario del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), quien laboraba en la Unidad de Desaparecidos.

Según el ente investigativo, el agente aprovechaba su cargo para ir a los municipios con el propósito identificar posibles víctimas y a personas que podían colaborar con la organización. Estas personas, capturadas en diferentes sectores de la capital del país, serán presentadas –en las próximas horas– ante un juez de garantías para que respondan por los delitos de concierto para delinquir agravado, secuestro simple, hurto calificado y agravado, y porte ilegal de armas.

El actuar criminal de Los Balseros fue detectado por los investigadores en junio del presente año cuando se registró un asalto a una vivienda en la vereda La Balsa, en Chía. En esa oportunidad, hombres armados, vestidos de negro y encapuchados, ingresaron a la casa sin violencia, la registraron y se llevaron objetos de valor”, explica la Fiscalía el supuesto actuar de la organización.

Otros hurtos, posteriormente, habrían sido denunciados bajo la misma modalidad en la que, al parecer, usaban personal doméstico o empleados de las residencias que pretendían robar. Las investigaciones apuntan a que estas personas suministraban información a Los balseros sobre la rutina de las posibles víctimas, la ubicación de dinero, joyas, equipos electrónicos y demás elementos de valor. 

El más reciente hecho que se le atribuye a la organización fue denunciado hace algunos días por la exministra Martha Lucía Ramírez, quien señaló que hombres armados ingresaron a su vivienda, ubicada en La Calera, y golpearon a dos empleados que cuidaban del inmueble para llevarse los objetos de valor. “En cinco meses de seguimientos a los presuntos integrantes de la organización, se constató que los asaltos a cada vivienda oscilaban entre los $300 y $700 millones”, dice el ente investigativo.