Alcalde de Armenia fue capturado por caso de corrupción en obras de valorización

Calos Mario Álvarez está involucrado en la misma investigación que compromete a la exmandataria de esa ciudad, Luz Piedad Valencia. Según la Fiscalía, Álvarez habría financiado su campaña con recursos de la misma ciudad que quería administrar.

Calos Mario Álvarez, alcalde de Armenia, será presentado en las próximas horas ante un juez de garantías. Cortesía Alcaldía de Armenia

En la noche de este domingo, 29 de abril, el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía capturó a Carlos Mario Álvarez, alcalde de Armenia, por su presunta participación en un caso de corrupción relacionado con irregularidades en obras viales de la capital del departamento del Quindío.  

Este proceso llevó a la cárcel a la exmandataria, Luz Piedad Valencia, a quien la Fiscalía le imputó los delitos de peculado, falsedad ideológica en documento público, concierto para delinquir, contrato sin cumplimiento de los requisitos legales e interés indebido en celebración de contratos. Y también tiene tras las rejas a su esposo, Francisco Javier Valencia, investigado por los mismos hechos.

El ente investigador sostiene que después de ser autorizado un proyecto con el que se buscaba recaudar $100.000 millones para ejecutar varias obras en esa ciudad –a través de un cobro por valorización–, Valencia y su esposo, Francisco Javier Valencia Salazar, habrían recibido el 10 % de los contratos de obra pública e interventoría y el 100 % de los convenios de consultoría de diseños. Cifra que rondaría los $22.000 millones.

Lea también: Envían a la cárcel a Luz Piedad Valencia, exalcaldesa de Armenia

Según los detalles que entregó la Fiscalía sobre la detención del mandatario Álvarez, él habría financiado su campaña a la Alcaldía con recursos de la misma ciudad que aspiraba administrar. Por una parte, lo habría hecho con $6.000 millones que habría recibido "de los contratos de las obras de valorización de Armenia tendrían que ser restituidos al contratista Fernando Diez Cardona, a través de otros contratos que deberían otorgarse por la nueva administración".

El organismo investigativo asegura tener confesiones, testimonios y documentos escritos que comprobarían que Álvarez recibió esa cantidad del esposo de su antecesora. Es decir, que el negocio pactado fue que Valencia le daba dineros públicos derivados de contratos de la ciudad y Álvarez, una vez elegido, se comprometía a pagarle al contratista en cuestión con más contratos

"Este compromiso habría quedado garantizado con la suscripción de cuatro pagarés por parte del alcalde Álvarez Morales, dos de los cuales fueron entregados voluntariamente por sus tenedores como cooperación con la justicia y se encuentran actualmente en poder de la Fiscalía. La exigibilidad de estos títulos valores estaba condicionada - según rezan los mismos - a que el otorgante - señor Álvarez Morales - ganara las elecciones a la alcaldía", indicó la entidad investigativa. 

Álvarez habría financiado la otra parte de su campaña de la siguiente manera, dijo la Fiscalía: el entonces candidato solicitó préstamos bancarios, que luego cubrió con el dinero que provenía del anticipo de un segundo contrato de valorización que se desembolsó cuando él ya era alcalde. "Al efecto obran en el expediente de la Fiscalía recibos de consignación efectuados por terceros para saldar los créditos bancarios, aportados al proceso por uno de los testigos".

Hasta ahora, van 12 personas involucradas en este episodio de posible corrupción. Los delitos por los que será investigado formalmente Álvarez son lavado de activos, peculado por apropiación, interés indebido en la celebración de contratos y concierto para delinquir. 

“Estoy tranquilo y consciente de mis actuaciones”: alcalde

Un comunicado emitido por la Alcaldía sostiene que el alcalde, después de su captura, se mostró tranquilo sobre el “sorpresivo” hecho que motivó su traslado hasta el Palacio de Justicia de Armenia.

“Con la tranquilidad de haber siempre actuado conforme lo manda la ley y apegado a los principios del buen comportamiento y proceder, heredados de sus padres, el educador Álvarez Morales ha asumido este momento de su vida”, dice el comunicado.

La Alcaldía dice que Calos Mario Álvarez, “aun con la presión por las difíciles decisiones que ha tenido que tomar”, no cuestionó el procedimiento de las autoridades y, ahora, se prepara para atender la audiencia de la Fiscalía sobre las razones que provocaron su detención. Esas decisiones, según él, tiene que ver con haber expuesto con anticipación las dificultades del proceso de valorización.

La alcaldía igualmente manifestó que en la tarde de ayer Álvarez estuvo trabajando sobre los proyectos y las obras anunciadas, con recursos del empréstito aprobado por el Concejo, para su gobierno. “Fuentes cercanas al mandatario confirmaron que el alcalde es optimista sobre la resolución de este asunto y esperanzado en retomar su agenda en beneficio de la ciudad y para continuar los proyectos que poco a poco le han cambiado la cara a la ciudad”, precisó el comunicado.