En Andrómeda se habrían eliminado evidencias

La Fiscalía sólo ha confirmado el acceso a 24 de los 28 computadores.

Este es el restaurante fachada en el que funcionaba Andrómeda. / Luis Ángel

En la mañana de ayer la emisora La FM volvió a prender el ventilador de las chuzadas: en su página web reveló que en manos de la Fiscalía se encuentra un video donde aparece un militar, plenamente identificado, según afirma el medio de comunicación, destruyendo evidencia en Andrómeda, el restaurante fachada ubicado en Galerías y donde presuntamente se realizaban interceptaciones ilegales, escándalo que fue destapado por la revista Semana el martes 4 de febrero.

De acuerdo con la emisora, el uniformado rompió discos duros de computadores y memorias USB, y además borró archivos de los equipos que se encontraban en la sala escondida del lugar. La FM también afirmó que expertos forenses del ente investigador lograron abrir 26 de los 28 computadores incautados y allí encontraron archivos donde había información sobre diferentes alcaldes del país.

Sin embargo, fuentes de la Fiscalía le aseguraron a El Espectador que apenas ayer se inició la evaluación de la información contenida en los 24 equipos a los que han podido acceder. Por tanto, aún no tienen conocimiento de los documentos que allí puedan encontrarse. Lo que sí confirmaron funcionarios del ente investigador fue la inspección realizada a la sede de la Central de Inteligencia Técnica del Ejército (Citec) en la tarde del 10 de febrero.

A este batallón, ubicado en el municipio de Facatativá (Cundinamarca), llegó un grupo especial de agentes del CTI con el objetivo de encontrar hojas de vida de oficiales y uniformados que les permitieran confirmar que Andrómeda era una fachada de inteligencia del Ejército y verificar así los antecedentes de quienes frecuentaban el local en Galerías.

Hoy se reúne en el Congreso la Comisión de Seguimiento a la Ley de Inteligencia y Contrainteligencia, para escuchar las explicaciones del ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, y el comandante del Ejército, Juan Pablo Rodríguez, respecto a este nuevo capítulo de las chuzadas. Serán 62 preguntas que deberán responder los altos mandos de las Fuerzas Armadas, en las que se indaga sobre los parámetros para decidir a quiénes se intercepta y por qué.