Por falsos positivos han sido condenados 566 militares en 2010

<p>Estas decisiones han sido proferidas por la justicia ordinaria. Entre tanto Justicia Penal militar le hace seguimiento a 16.439 expedientes por violaciones al código penal militar.</p>

En lo corrido del 2010, se han proferido 682 sentencias, de las cuales 116 fueron absolutorias y 566 condenatorias contra uniformados de las Fuerzas Militares y de Policía por delitos contra el Código Penal Militar, como homicidios, pérdida de armas, peculado y concusión, concierto para delinquir, entre otros. Respecto a 2009 se presentó una significativa reducción ya que para ese año se profirieron 2.096 sentencias, de las cuales 1.710 fueron condenatorias y 386 absolutorias.

Según cifras de Justicia Penal Militar, en la Plataforma de Control de la Gestión Judicial, en la que se hace un seguimiento puntual y constante a cada uno de los procesos adelantados por el organismo se establece que actualmente existen 16.439 expedientes pendientes y a 646 casos se les realiza un seguimiento especial para determinar la competencia.

De acuerdo al seguimiento puntual a los casos que presentan quejas elevadas ante los organismos nacionales e internacionales que involucran personal de la Fuerza Pública, la Justicia Penal Militar ha remitido entre 2008 al 2010 envío a la Fiscalía 685 casos por homicidios, por competencia a la Justicia ordinaria.

El organismo precisó que a agosto del presente año, 102 casos por presunto homicidio fueron enviados a la justicia ordinaria, demostrando la permanente colaboración y disposición del Gobierno de cumplir con su política de cero tolerancia con la violación de los Derecho Humanos.

Igualmente existen 160 procesos paralelos en los que hay doble investigación por parte de la Fiscalía General y de la Justicia Penal Militar.

Actualmente, 1.447 uniformados entre sindicados y condenados se encuentran detenidos en brigadas, batallones, la cárcel de Tolemaida y la de Facatativá.

Sin embargo, se conoció que en el INPEC y el Ejército estudian la posibilidad de iniciar dos nuevos proyectos que buscan la ampliación y construcción de nuevos Centros de Reclusión Militar, Penitenciarios y Carcelarios. Así mismo, se gestionó la asignación de la cárcel de mujeres del Valle del Cauca y otra en Malagana, Bolívar, para personal de la Fuerza Pública que se encuentra privado de la libertad.

Finalmente, en los Comandos de las Fuerzas Militares y de Policía Nacional, se están desarrollando campañas para prevención del delito y así reducir el índice de conductas punibles al interior de la Fuerza Pública.

En el último año la Dirección de la Justicia Penal Militar ha realizado constantes visitas y reuniones de estructura con los Comandos y despachos judiciales de los departamentos de Santander, Caquetá, Atlántico, Putumayo, Nariño, Cauca, Huila, Tolima, Antioquia, Meta, Quindío, Risaralda, Caldas, Cesar, Guajira, Valle del Cauca y Cundinamarca.

Temas relacionados