Aseguran a tres militares implicados en ‘falsos positivos’

Un teniente y dos soldados irán a la cárcel por su presunta participación en la muerte de un labriego.

La Fiscalía dictó medida de aseguramiento en contra de tres militares por su presunta participación en el homicidio agravado de Sanín Álvarez Álvarez, quien fue presentado como muerto en combate.

Se trata de Alexander Obregón Hernández, teniente y los soldados profesionales Juan Isidro Caicedo Medrano y Noel Antonio Caicedo Guerrero, adscritos a la Brigada Móvil No. 15.

Al parecer, el 21 de enero de 2007 los uniformados realizaron un operativo para evitar el cobro de una extorsión a una campesina de la región.

En el informe presentado ese día después del supuesto combate, los militares presentaron a Álvarez como presunto guerrillero del Eln.

En su poder, los uniformados presentaron un revólver, varios cartuchos, una barra de explosivo indugel y otros elementos que lo relacionarían con la guerrilla.

No obstante se estableció que la víctima, quien se dedicaba la apicultura, no tuvo responsabilidad en la supuesta extorsión, de la que nunca se reportó denuncia, e igualmente se descartó una orden de operaciones en el sector al que acudieron los militares, tal como ellos lo adujeron en indagatoria.

El fiscal del caso ordenó las capturas de los militares, así como su reclusión en la respectiva guarnición militar, sin beneficio de excarcelación.

Temas relacionados