En libertad Jugador del Júnior sindicado de asesinato

Javier Flórez será escuchado por un juez de control de garantías, en una audiencia de imputación de cargos.

La salida del futbolista Javier Flórez de la Fiscalía de Soledad (Atlántico), provocó la indignación de los familiares de Israel Cantillo, que fue asesinado luego de hacerle un reclamo al deportista por haber perdido la final de la Copa Mustang.

Los allegados del jugador dijeron inicialmente que Flórez disparó porque presuntamente estaba siendo asaltado.

Sin embargo, Regina Miranda, tía del hincha asesinado, aseguró que fue testigo presencial de los hechos y clamó justicia.

La mujer relató que Flórez "llegó con el revólver en mano y empezó a forcejear con mi sobrino y después le disparó en el hombro; entonces mi sobrino lo empujó y (el jugador) salió corriendo".

"Cantillo -continuó Regina - lo persiguió y en la esquina es que (el futbolista) le dio el otro tiro que le causó la muerte".

Otros habitantes del sector afirmaron que horas antes el jugador había agredido a otros dos jóvenes.

Jenny Álvarez, madre de los afectados, señaló que "al más pequeño lo encontré llorando porque él lo había levantado a cachazo, y mi otro hijo tenía el pómulo hinchado".

"Cuando se fue hizo dos disparos arriba y salió a corretear a un grupo de amigos míos", dijo uno de los menores agredidos.

Tras su salida de la Fiscalía, Flórez no habló con la prensa, y, según se abogado Óscar Marín, sólo se pronunciará hasta que se realice la audiencia de formulación de cargos.

Sin embargo, el defensor envió un mensaje "de sentimiento a la familia", que, aseguró, provenía del futbolista.

Algo que para Regina "no va a llenar el vacío que dejó Israel, porque eso (su muerte) no se justifica".