David Murcia, culpable de lavado de activos y captación masiva de dinero

En los próximos días se conocerá la cantidad de años que tendrá que estar en prisión.

El Juez Cuarto Especializado de Bogotá, José Reyes Rodríguez, señaló que Murcia Guzmán es responsable de los delitos de captación masiva de dinero y lavado de activos y ahora se espera que se dé a conocer la cantidad de años que estará en prisión, que podría estar entre 12 y 15 años de prisión.

El segundo de DMG, William Suárez, cuñado de Murcia, fue condenado a seis años de prisión tras aceptar su culpabilidad en la captación ilegal de dinero. Margarita Pabón y Daniel Ángel Rueda, otros dos directivos de DMG, cumplen condenas de cuatro años cada uno, luego de que se declararan culpables y aceptaran los cargos.

Reyes aseguró que tomó en cuenta la intervención de las partes y las pruebas presentadas por la Fiscalía para culpar a Murcia Guzmán de los delitos hoy imputados.

Este jueves se realizará una audiencia donde los afectados por DMG podrán conocer el procedimiento que se llevara a cabo para ser indemnizados. En la misma audiencia notificarán la fecha exacta en la que el Juez realizará la lectura de fallo, donde se confirmará la sentencia de Murcia.

Frente al caso, la Procuraduría señaló que no es claro por qué se imputa el delito de enriquecimiento ilícito si faltó rigor en la recolección de pruebas. Además, señaló que aún quedan otras acciones por revisar y solicitó a la Fiscalía profundizar sobre actos realizados por otros miembros de DMG.

Por su parte, la defensa de Murcia, en cabeza de Gustavo Salazar, señaló que las pruebas aportadas por la Fiscalía no son suficientes para pedir la condena. "No hay dolo porque era un empresa muy compleja y muy grande que delegó y confío en personas como Margarita Pabón y Daniel Ángel. Si ellos no ejecutaron las cosas bien, eso lo tienen que responder ellos".

Para la defensa tampoco hubo delito de captación de dinero porque "ese presunto delito no está estructurado. Me permito decir además que resultado de un estudio jurisprudencial, éste no resulta ser subyacente del lavado de activos".

Respecto a esto la Fiscalía, representada por Luz Ángela Bahamon, señaló que se partió de hechos probados como el fraccionamiento del dinero, la doble contabilidad, entre otros. Para el ente acusador, los argumentos de Salazar sólo demuestran una pobre defensa frente a más de 145 pruebas presentadas por ellos.

El material probatorio constaba de varias conversaciones de los miembros de la cúpula de DMG, donde el mismo Murcia manifestaba estar al tanto de los movimientos de la empresa. Además, varios movimientos financieros que representaban doble contabilidad e inversiones que nunca fueron justificadas ante la Superintendencia.

El defensor de Murcia señaló que no le temen a la extradición y que su defendido se mantendrá en su posición de inocencia. "Es claro que si hubo ilícitos fue a espaldas de Murcia", dijo.