Asegurado ex paramilitar, por desaparición forzada

La investigación se refiere al asesinato de tres civiles en Maicao, Guajira.

Por su presunta responsabilidad en la desaparición y asesinato de tres pobladores de Maicao, Guajira, fue cobijado con medida de aseguramiento José Luis Solano Vargas, alias "Cheito", quien, al parecer, integraba un comando paramilitar que operaba en el norte de Colombia.

La decisión obedece a las investigaciones que adelantaba un Fiscal de la Unidad Nacional de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario, que acusó al indiciado de los delitos de homicidio en persona protegida y desaparición forzada.

El ente acusador intenta establecer cuál fue la responsabilidad del imputado en los hechos ocurridos el 16 de septiembre de 2004, cuando se produjo la desaparición de tres civiles, ocasionada por una incursión paramilitar.

Allí fueron asesinados Munir Carrillo Daza, Isidro Antonio Uriana y Manuel Antonio Daza, quienes residían en el barrio San Francisco del municipio Guajiro y de los que no se volvió a saber nada hasta hace dos años.

Tres años después de su desaparición, el 21 de julio de 2007, las autoridades hallaron sus restos en el patio de una vivienda del barrio Miraflores, también en Maicao, que precedió al estudio de su plena identificación por parte de organismos forenses.