Cae red criminal relacionada con el 'Clan del Golfo' que enviaba cocaína a Europa

En la operación fueron capturadas 26 personas, entre estos, un hombre que en 2008 había sido extraditado por vínculos con el cartel de Medellín

Las autoridades de Colombia desmantelaron una red que hacía envíos de cocaína a Europa y que, según informó este domingo la Policía, estaba asociada con el Clan del Golfo, principal banda criminal del país.

"Policía Nacional, en coordinación con la Fiscalía General de la Nación, neutraliza estructura sindicada de controlar el transporte, camuflaje y salida de cocaína hacia Europa", informó el organismo en un comunicado.

En la operación fueron capturadas 26 personas "que se encargaban de acopiar la droga que llegaba de diferentes zonas del país, transportarla y diseñar múltiples formas de camuflaje, especialmente en contenedores y cargas de banano" para enviarlas fuera de Colombia.

Los detenidos, entre los que se encuentran los dos presuntos cabecillas de la red, Miller Alberto García y Rodrigo Esteban Higuita, deberán responder "por la salida de varias toneladas de cocaína desde Santa Marta y la región de Urabá (en el norte y noroeste de Colombia), hacia Holanda, Bélgica y España".

García había sido extraditado a Estados Unidos en 2008 por presuntos vínculos con el extinto cártel de Medellín, pero luego de negociaciones con la justicia fue excarcelado y regresó a Colombia, donde "siguió delinquiendo", según las autoridades. Mientras que Higuita está acusado de ser el enlace directo con el Clan del Golfo.

También fueron capturados el líder de una iglesia protestante en la ciudad de Santa Marta (norte), así como el dueño de una finca de bananos y una representante de empresas exportadoras que "respaldaba en el papel la salida de frutas, que iban contaminadas con estupefacientes".

Todos los capturados quedaron a la orden de la justicia y se les imputarán los delitos de "fabricación, tráfico y porte de estupefacientes agravado; concierto para delinquir con fines de narcotráfico agravado y cohecho".

Las autoridades de Colombia cambiaron recientemente el nombre al Clan del Gofo, antes conocido como Clan Úsuga o Los Urabeños, para evitar la estigmatización de las familias de apellido Úsuga -como el líder de esa estructura Dairo Antonio Úsuga- y de los habitantes de la región de Urabá, ubicada al noroeste del país y donde delinque principalmente esa banda criminal.

El Clan del Golfo, que se autodenomina Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), surgió tras la desmovilización masiva de paramilitares bajo el gobierno de Álvaro Uribe entre 2003 y 2006, en un proceso que, a cambio, les ofrecía beneficios jurídicos, pero que en algunos casos derivó en la creación de bandas criminales.

Según las autoridades, este grupo es responsable del envío de centenas de toneladas de cocaína al exterior, pero también es vinculado con otras actividades ilícitas.

Temas relacionados