Autoridades investigan si Cristopher Ciccione tenía nexos con varios narcotraficantes

El agente federal tendría información clave sobre varios asesinatos en la Oficina de Envigado. Además, la justicia norteamericana indaga si otros agentes también habrían participado en los encuentros de Ciccione en el país.

Christopher Ciccione, además, también podría tener conocimiento sobre otros funcionarios de autoridades norteamericanas que estarían comprometidos. Archivo particular.

El agente antimafia Christopher Ciccione está en la mira de la justicia estadounidense por colaborarle a curtidos narcotraficantes colombianos con eliminar su expediente en Estados Unidos. Aparte de colaborarle al narcotraficante José Bayron Piedrahita Ceballos con eliminar su proceso judicial en ese país, Ciccione también tendría información relacionada con varios asesinatos en la Oficina de Envigado.

Los investigadores creen que este agente también podría saber sobre encuentros entre mafiosos y banqueros quienes, al parecer, ayudaban a esta organización ilegal con lavar plata en casinos y juegos tragamonedas. El pasado domingo, este diario contó que Ciccione era un agente especial del Homeland Security Investigations, una subagencia adscrita al Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos que tiene detectives responsables de investigar delitos relacionados con inmigración, narcotráfico o financieros. (Lea: El narco que sedujo a agente federal)

Ahora, las investigaciones apuntan a que el agente no solo habría tenido contacto con Piedrahíta Ceballos, sino con otros narcotraficantes a los que habría favorecido o que, tiempo atrás, fueron asesinados. Según el diario El Tiempo, Ciccione tuvo nexos con Héctor Duque, alias Monoteto, asesinado en 2008 por Jorge Mario Pérez, alias Morro, cabeza de la Oficina de Envigado.

El diario también menciona la posibilidad de que Ciccione haya tenido algún conocimiento sobre el asesinato de Morro, junto a ocho personas más, el 31 de diciembre de 2012, así como la identidad de una persona que alcanzó a huir antes de que se presentara la masacre. 

Pero Christopher Ciccione también podría tener conocimiento sobre otros funcionarios de autoridades norteamericanas que estarían comprometidos. El Tiempo menciona que en la acusación del Departamento de Justicia, un agente del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos estuvo en Bogotá con Ciccione en una cena que ofreció el Piedrahíta Ceballos siete años atrás. Y, además, las autoridades buscan establecer si este agente estuvo en las reuniones que incluyeron a un coronel del Ejército, una cantante, vías mujeres y Juan Carlos Velasco, un intermediario de Piedrahita.

El diario agregó que Velasco fue un narcotraficante cercano a Hélmer Pacho Herrera y José Chepe Santacruz Londoño, jefes del extinto cartel de Cali. Velasco, al parecer, coordinaba el viaje de Ciccione a la capital del país y verificaba que el expediente norteamericano en contra de Piedrahita Ceballos desapareciera.